España y Gibraltar abordan el control del tráfico marítimo del Estrecho

La Junta participa por primera vez en el Foro Tripartito sobre la colonia

La regulación del tráfico marítimo en el Campo de Gibraltar fue uno de los temas más importantes que se han tratado en la reunión del Foro Tripartito de Diálogo, que se cerró ayer en la colonia de Gibraltar. Al encuentro han acudido representantes de España, del Reino Unido y de la colonia británica. Además, por primera vez, ha estado representada la Junta de Andalucía.

El ministro principal de Gibraltar, Peter Caruana, compareció ayer ante los medios para informar del contenido de la reunión. Según Caruana, la colonia ha puesto sobre la mesa del foro la creación de un sistema de regulación del tráfico marítimo para el Estrecho, que incluirá "medidas como el establecimiento de normas sobre velocidad, la implantación de dobles carriles y la limitación del número de embarcaciones en un mismo anclaje". Según Caruana, el próximo mes de junio se podrá presentar un nuevo paquete de acuerdos. El ministro principal sostuvo que asuntos como la fiscalidad, el medio ambiente y la seguridad marítima también están entre las prioridades de Gibraltar.

El 'Fedra' podría ser trasladado a puerto o cortado en pedazos

Caruana indicó ayer que uno de sus objetivos es lograr "cambiar la imagen que en España se tiene de Gibraltar, para acabar con los que utilizan el palo contra Gibraltar". "Para Gibraltar es importante alcanzar acuerdos de envergadura que permitan que este territorio deje de ser un paraíso fiscal en el sentido en el que lo contempla la ley española".

Las reuniones que se han celebrado a lo largo de los últimos tres días por parte de representantes de los gobiernos de España, Reino Unido y Gibraltar han concluido sin acuerdos concretos. De hecho, sólo el ministro principal de Gibraltar, Peter Caruana, compareció públicamente para anunciar que "se han fijado los objetivos específicos y la metodología para la cooperación de las partes en nuevas áreas". Peter Caruana, el director general de Política Exterior para Europa y América del Norte del Ministerio de Exteriores español, Luis Felipe Fernández de la Peña; el director de Asuntos Políticos Europeos del Foreign Office, Tim Hitchens; y Enrique Ojeda, secretario general de Acción de Exterior de la Consejería de la Presidencia de la Junta de Andalucía han trabajado en la redacción de los documentos que establecen los objetivos para seguir avanzando en futuras reuniones. Está prevista una próxima reunión interministerial en la que se harán públicos los acuerdos.

Por otro lado, la empresa encargada del rescate del buque Fedra ha presentado a las autoridades gibraltareñas dos planes para la operación. La flotación y el traslado a puerto es una de las opciones de la empresa Svitzer S. Wijsmuller para solucionar el problema del Fedra, el buque de bandera liberiana encallado frente a la costa de Gibraltar desde el pasado 11 de octubre. La segunda opción consiste en cortar el casco del barco y extraer los restos en pedazos, tal y como se hizo con el New Flame, varado en la misma zona desde agosto de 2007.

Así lo detalló ayer también el ministro principal gibraltareño. Según Caruana, la operación tiene una gran "complejidad". Según Gibraltar, ya no queda combustible en el interior del buque. El barco se partió en dos tras encallar y la popa se hundió. La empresa de rescate ha hundido ahora la proa intencionadamente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 31 de octubre de 2008.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50