Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hereu dice que el tren no llega al aeropuerto por diferencias entre AENA y Adif

La crisis no debe servir para frenar los proyectos de grandes obras, sino para estimularlos, afirmó ayer el alcalde de Barcelona, Jordi Hereu en una conferencia pronunciada en el Colegio de Ingenieros Industriales. Hereu defendió cada una de las obras previstas y, sobre todo, la conexión ferroviaria con el aeropuerto, para Cercanías y para el AVE. Si no se está haciendo, dijo, es por discrepancias entre Adif y AENA. A continuación, invitó a las dos empresas públicas dependientes del Ministerio de Fomento a aparcar las diferencias y poner la obra en marcha.

Hereu estuvo ayer inusualmente contundente. Reclamó que se inviertan los 6.000 millones de euros del plan de Cercanías de la Generalitat sin esperar a que haya acuerdo sobre los traspasos, exigió que se prolongue la línea 2 del metro hasta Parc Logístic y el aeropuerto y en las imágenes que pasó sostenía la conveniencia de duplicar la línea de Cercanías del Maresme con otra soterrada, entre otras obras. Además, exigió a Fomento que licite ya la construcción de la estación de Sagrera, porque su proyecto está conectado con el desarrollo de Barcelona, Cataluña y España.

Ya en la fase de preguntas, sugirió la oportunidad de que las administraciones catalanas no se limiten a querer gestionar el aeropuerto; también deberían plantearse la gestión de una línea aérea, dijo, porque "no está prohibido". No se arredró tampoco cuando se le pidió su opinión sobre la conexión de las cuencas del Ter y el Llobregat con el Ebro: "No quiero volver a ver otro barco con agua nunca más", dijo, porque se trata, señaló, "de la misma agua", de modo, que debe llegar por tubería.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 22 de octubre de 2008