Crónica:Quinta jornada de Liga
Crónica
Texto informativo con interpretación

Ladrillo por pelota

Numancia y Osasuna se conforman con unas tablas insípidas

Con dos equipos desdeñosos e inermes con el balón entre los pies, el partido se tornó en un tostón de aúpa que se resolvió con las lógicas tablas a cero. Se conformó el Numancia, que volvió a puntuar tras su victoria sobre el Barça en la primera jornada, y se encogió de hombros Osasuna, que suma cuatro empates en cinco duelos.

Revoltoso, el balón se resistió a rodar raso cuando lo trataba Osasuna. Apenas practicó fútbol el equipo rojillo, que renegó con impudicia elaborar las jugadas y se remitió a los pases largos en busca de los desmarques de Dady, cómodo en el área pero desmañado en el regate. La idea del Numancia era otra. Pero le faltó remate. Se entretuvo, con buen gusto, en marear la pelota en el centro del campo y aguardar al espacio definitivo en las posiciones adelantadas. Pero por mucho que Barkero, Moreno y Mario mezclaran, lo hacían a cámara lenta y desacreditaban la tentativa.

NUMANCIA 0 - OSASUNA 0

Numancia: Juan Pablo; Juanra, Palacios, Boris, Cisma; Nagore; Mario (Del Pino, m. 60), Moreno, Barkero, Bellvis (Quero, m. 83); y Gorka Brit (Goiria, m. 75). No utilizados: Diego, Dimas, Felipe, Antón y Pavón.

Osasuna: Ricardo; Javier Flaño, Roversio, Miguel Flaño, Azpilicueta; Vadocz (Héctor Font, m. 46), Nekouman; Juanfran (Delporte, m. 63), Masoud (Puñal, m. 82), Plasil; y Dady. No utilizados: Roberto, Josetxo, Oier y Portillo.

Árbitro: Ayza Gámez. Mostró la cartulina amarilla a Masoud, Delporte, Boris, Miguel Flaño y Quero. Roja directa a Moreno (m. 90).

9.000 espectadores en Los Pajaritos.

El larguero escupió un centro envenenado de Javier Flaño y dos remates de Dady resumieron el partido, donde la pelota pareció un ladrillo.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS