Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los vecinos de Sarrià se sienten tan inseguros como los del Raval

Los vecinos del distrito de Sarrià-Sant Gervasi se sienten tan inseguros (o casi) como los de Ciutat Vella. El 24% de los residentes en la zona alta de Barcelona aseguran haber sido víctimas de algún delito durante el año pasado, frente al 25% de los del Casc Antic. La realidad es que el Raval y el resto de los barrios del centro histórico concentran la mitad de los delitos que se cometen en la ciudad de Barcelona.

Ésos son, sin embargo, los resultados de la encuesta de victimización que ayer presentó el Ayuntamiento de Barcelona, basada en las respuestas de 4.000 personas. La encuesta mide la percepción de seguridad; es decir, el número de personas que dicen haber sido víctimas de algún delito, más allá de que eso se corresponda con la estadística policial.

Los ciudadanos de Barcelona se sintieron en 2007 un poco más seguros. El 20,3% de los encuestados aseguraron haber sufrido algún delito, frente al 21,1% que lo hizo el año anterior, variación mínima (del 0,8%) que mantiene la tendencia de anteriores encuestas. También permanece invariable la clasificación de delitos más denunciados: en primer lugar, los de seguridad personal (hurtos, atracos, agresiones), y después, los robos de vehículos.

Por grupos de edad, la sensación de inseguridad creció entre jóvenes y ancianos, mientras que bajó entre laspersonas de mediana edad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 19 de septiembre de 2008