El retraso de dos PAI en Valencia frena la construcción de 544 VPP

El retraso en el desarrollo de dos importantes programas de actuación urbanística (PAI) de Valencia frena la construcción de más de medio centenar de viviendas de protección pública (VPP) que ya podrían estar en el mercado desde hace años, según denunció ayer el concejal socialista Vicente González Móstoles. Los PAI de Moreras II y de Patraix, que suman 5.475 pisos, fueron adjudicados en 2000, pero la reparcelación no se aprobó hasta cinco y siete años después, respectivamente. La paralización de estos sectores, en ambos casos con participación del promotor y principal accionista del Valencia Juan Soler, ha frenado la puesta a la venta de las 544 VPP que corresponden en los planes al 10% de la edificabilidad que recibe por ley el Ayuntamiento. El gobierno de la alcaldesa, Rita Barberá, optó por vender esos derechos a los agentes urbanizadores, con lo que el Consistorio ingresó 9,9 millones de euros.

"Una mala práctica urbanística" que ha frenado las VPP, en opinión del grupo socialista, que considera que un concurso público para adjudicar ese suelo municipal hubiera reportado, con las rebajas en el precio de los pisos y otras mejoras, ocho millones de euros más a la ciudad.

Sin sanción

El concejal socialista criticó que no se haya sancionado a los agentes urbanizadores por el retraso. Los convenios que firmaron con el Consistorio prevén que pidan licencia para las obras dos meses después de la reparcelación e inicien la construcción un mes después de obtenerla. Tanto en Moreras II como Patraix, se ha producido "un incumplimiento flagrante" y las penalizaciones ascenderían a casi un millón de euros. Con la espera, además, el precio de las VPP no ha dejado de encarecerse. Los socialistas presentarán una moción para que se levanten las viviendas y se multe a las empresas.

La alcaldesa, que precisamente ayer inauguró las obras de urbanización de Moreras II, donde han comenzado a levantarse edificios, rechazó las críticas y recalcó que en ese PAI habrá al final 700 VPP -220 municipales, frente a las 235 citadas por el PSPV-. Los vecinos de Natzaret aplaudieron la conexión oeste con Valencia a través del PAI y pidieron equipamientos. No obstante, criticaron que haya costado 30 años urbanizar la partida de las Moreras, frente a uno solo para "el circuito de fórmula 1".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Sara Velert

Redactora de Internacional. Trabaja en EL PAÍS desde 1993, donde ha pasado también por la sección de Última Hora y ha cubierto en Valencia la información municipal, de medio ambiente y tribunales. Es licenciada en Geografía e Historia y Máster de Periodismo UAM-EL PAÍS, de cuya escuela ha sido profesora de redacción.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS