Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La mortalidad por tráfico bajó un 22% en dos años

El carné por puntos, que ayer cumplió dos años de implantación, disminuyó las víctimas mortales de los accidentes de tráfico en las carreteras gallegas en un 22,4%. En estos seis primeros meses de 2008, la mortalidad disminuyó un 28,4% en relación con el mismo semestre de 2007, y la tendencia es más favorable aún en los grupos más sensibles a la accidentalidad: hasta ayer, fallecieron 9 peatones, por 27 el pasado año por estas fechas, y también descendieron los menores de 25 años fallecidos (14 frente a 22) y los motoristas (14 frente a 20). El delegado del Gobierno en Galicia, Manuel Ameijeiras, que ayer desgranó los datos acompañado del jefe provincial de Tráfico, Pedro Pastor, atribuyó la mejoría "al compendio de los méritos de los conductores y los peatones gallegos, que respetan más los límites de velocidad y tienen más cuidado, y al mayor esfuerzo de los medios y agentes de tráfico".

"No sólo es que los coches sean ahora mejores y tengan más elementos de seguridad activa y pasiva, sino que los conductores están asumiendo nuevos hábitos de circulación", consideró Pastor, que pidió el cumplimiento estricto de la normativa: "La velocidad en el casco urbano se limita a 50 kilómetros por hora porque así los atropellos no suelen ser mortales, pero a velocidades mayores son irreparables".

Operativos especiales

Ameijeiras destacó la eficacia de los operativos especiales, que se han adaptado a cambios sociales como que los desplazamientos (nueve millones en Galicia entre julio y agosto) ya no se concentran de forma tan acusada en los cambios de quincena y principios o final de mes. El primer operativo de esta temporada comenzará el próximo viernes. Los responsables de seguridad vial hicieron hincapié en la necesidad de extremar precauciones en los pequeños trayectos, ya que la quinta parte de los muertos en carretera fallecieron a menos de cinco kilómetros de distancia de sus casas, y el 80% de los accidentes en desplazamientos cortos.

En proporción inversa al descenso de la accidentalidad, aumentaron las sanciones. Desde el 1 de julio de 2006, perdieron puntos 94.712 conductores, con un total de 109.371 sanciones. Desde el 1 de mayo, que entró en vigor la modificación que considera delito el pilotar un vehículo sin carné, han sido sorprendidas en esa circunstancia 243 personas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 2 de julio de 2008