SERVICIOS

Meebo triunfa con sus 'widgets' para todas las mensajerías instantáneas

Meebo Rooms propulsa el tráfico a 150 millones de mensajes diarios - NBC, Virgin Records, Joost y Flixster ya lo utilizan como plataforma de chat - eBuddy, su competidor en Europa, logra 12 millones de visitantes al mes

Una helada cabaña en Alaska, alguien en las Islas Marianas del Norte, un rincón entre Zambia y Zimbabue... Sobre un mapa, actualizado cada 15 minutos, diminutas luces muestran los lugares desde donde se envían y reciben mensajes instantáneos a través de Meebo. Un total de 150 millones diarios. Europa, EE UU y gran parte de Brasil están completamente iluminados. El resto son destellos aislados. "Nuestro tráfico por país es un espejo de la distribución del tráfico mundial en Internet", explica Seth Sternberg, presidente y cofundador de Meebo. Más de dos millones de visitantes únicos lo utilizan cada día para comunicarse, 29 millones al mes en todo el mundo.

Desde su creación a finales de 2005, el crecimiento vertiginoso de esta start-up ha sido una de las historias más comentadas en Silicon Valley. Su servicio llegó como una bendición para los internautas, hartos de la falta de interoperabilidad entre las diferentes plataformas de mensajería. Sin software, sin descargas, Meebo permite acceder de forma simultánea a casi todas ellas. Basta con introducir las contraseñas y en una sola ventana aparecen los amigos diseminados por MSN Messenger, Yahoo!, Google Talk, AIM, ICQ y Jabber. "Si Hotmail llevó el e-mail a la web, ¿por qué no hacer lo mismo con el chat?".

Mensajerías sin conexión

La pregunta se la hizo Sternberg, de 29 años, junto a Elaine Wherry y Sandy Jen, ingenieras licenciadas en Stanford y co-fundadoras de Meebo. En el verano de 2005, cada uno trabajaba en su casas, empeñados en lanzar un proyecto común. "Era ridículo, no podíamos comunicarnos usando programas de diferentes proveedores, y de ahí precisamente surgió la idea. Al principio, pensamos que la gente lo utilizaría en cibercafés y poco más, pero tras el lanzamiento supimos que podría generar muchísimo tráfico". A los tres meses se embolsaron 2,2 millones de euros de inversión de la infalible Sequoia Capital. Hoy es la web de mensajería instantánea más utilizada.

La industria de Internet ya les mira con respeto. En marzo, AOL anunció la apertura de su solución de mensajería AIM, con el estreno de Open AIM 2.0., dando libertad a los desarrolladores para diseñar aplicaciones sobre su plataforma. "Fue fantástico, AOL nos llamó para preguntarnos si queríamos ser socios oficiales y nosotros dijimos ¡por supuesto!", asegura Sternberg con los ojos abiertos como platos.

MSN Messenger y Yahoo!, a diferencia de Google Talk, son servicios cerrados, lo que obliga a start-ups como Meebo a apañárselas con imaginación y mucho software libre para crear los enlaces.

El mayor punto negro hasta ahora ha sido la dificultad de dar con una fórmula para rentabilizar semejante tráfico. Sus últimos movimientos, con el lanzamiento de Meebo Me y Meebo Rooms, han despejado las dudas.

La estrategia es fidelizar a internautas y anunciantes con pequeñas aplicaciones o widgets basadas en la mensajería instantánea. "La gente nos pedía una herramienta que dejara a los visitantes de sus webs y blogs mantener conversaciones en tiempo real e interacciones síncronas como juegos multijugador", dice Sternberg.

Dicho y hecho. Con Meebo Me cualquiera puede incluir una pequeña caja de mensajería en su página. Y Meebo Rooms permite crear salas temáticas de chat y vídeo generando comunidades limitadas a un máximo de 80 miembros. En los dos primeros días se crearon 10.000 habitaciones. El total asciende a más de 200.000 en todo el mundo. La clave de la monetización pasa por compartir ingresos. "Este trimestre lanzaremos un API con un componente de publicidad con el que repartiremos los ingresos al 50% con aquellos que utilicen Meebo Rooms".

Según Sternberg, la publicidad introducida hasta ahora en Meebo.com a través de su socio Video Egg está logrando un ratio de clics 10 veces mayor al de las redes sociales. "Utilizamos banners que permanecen durante la sesión completa, son funcionalidades más que anuncios, enlaces que permiten cambiar la decoración de la aplicación con el logo de la marca o acudir a la web de la empresa anunciada y hablar con gente de sus productos". El objetivo es aplicar el modelo a Meebo Rooms y atraer a medios de comunicación digitales y televisión interactiva. De momento, funciona.

A los fundadores de Skype y Kazaa les han escogido para añadir chat a los 250 canales de Joost, la televisión en Internet que compite con las populares Hulu, Zattoo o Babelgum. Han cerrado más de 70 acuerdos con todo tipo de compañías de contenidos como NBC, Virgin Records, BlipTV y Flixster.

Sternberg opina que Meebo Rooms no tiene techo. "El crecimiento ha sido bestial, no nos ponemos ninguna cota. Puede utilizarse en cualquier sitio en el que haya contenido e información y tenga visitantes que quieran hablar entre ellos sobre lo que ven y leen".

Los datos demuestran el acierto. De los 29 millones de visitantes únicos mensuales, el 75% utiliza Meebo a través de un widget de mensajería instantánea propio o de terceros. El tráfico restante, siete millones de personas al mes, acude directamente a Meebo.com para comunicarse con sus amigos. Es la esperanza de Silicon Valley para demostrar que las palabras start-up, publicidad e ingreso pueden caminar juntas.

La competencia de Facebook

El rival europeo de Meebo, el holandés eBuddy ha logrado en cinco años 12 millones de visitantes únicos al mes en Internet y 1,6 millones en el móvil. Seth Sternberg se muestra tranquilo. "Ellos se dirigen más al móvil, mientras que nosotros vamos más al terreno de la comunicación síncrona en Internet".

La lista de alternativas a Meebo no para de crecer: radiusIM, KoolIM, IMhaha, ILoveIM, Orgoo, MessengerFX, Yahoo! Web Messenger, MSN Web Messenger...

"Hemos sido copiados por start-ups desde el primer mes y ahora los grandes hacen movimientos en nuestra dirección. Lo mejor de todo es que no ha afectado a nuestro tráfico. ¿Por qué? Es sencillo. AOL, Microsoft, Yahoo!... son buenos en software, pero las aplicaciones e Internet son diferentes. Nosotros fracasaríamos en desarrollar un programa, pero somos buenos en la web", asegura Sternberg.

Con quien no contaban en la ecuación era con Facebook. La incursión de la red social en el terreno de la mensajería instantánea, con el lanzamiento a comienzos de Abril de Facebook Chat, promete cambiar las fuerzas. Disponible de momento sólo para redes seleccionadas, Facebook Chat irá progresivamente ampliándose hasta llegar a sus 69 millones de suscriptores en el mundo.

Sternberg no lo ve claro. "Las redes sociales se basan en comunicaciones asíncronas, son un sustituto del e-mail, y no está nada claro que las interacciones síncronas y asíncronas sean compatibles, sobre todo en un contexto social. Puedes añadir chat a una red social y viceversa, pero son mundos con expectativas e interfaz completamente diferentes".

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 11 de junio de 2008.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50