La industria gallega se anota la mayor caída de España

La industria gallega ha perdido en un trimestre de crisis lo que le había costado dos años recuperar, superar el crecimiento medio español. Galicia presentó ayer el peor índice de producción industrial (IPI) de España, con una caída del 20,1% en marzo y un retroceso del 10,5% en el conjunto del primer trimestre de 2008, un retroceso tres veces mayor que la media española.

El IPI, que mide el avance o retroceso de la actividad de la industria, sitúa a Galicia en una tasa de producción idéntica a la media española (un 103,2%). El dato se produce después de dos años consecutivos en los que la producción industrial gallega crecía a tasas de casi el doble de la media española, por el fuerte avance de la automoción, el naval y el textil. El año 2008 ha empezado peor que ningún otro. El mayor hundimiento industrial se ha registrado en la industria energética, con una caída de la producción y distribución eléctrica del 44% en marzo de 2008; el segundo retroceso grave está en la industria extractiva (granito, pizarra, grava, lignito) con un descenso de la producción del 38%.

La peor noticia del IPI es que en el primer trimestre está cayendo la actividad en todas las industrias gallegas, tanto las de bienes de consumo (alimentos, coches, barcos, textil), como las de bienes de equipo (maquinaria), como las de productos intraindustriales.

Entre enero y marzo la producción industrial gallega bajó en un 10,5%, frente al 3,7% de bajada que registra la media española.

La industria era, hasta ahora, lo que mejor estaba aguantando el empleo en la economía gallega ante la crisis de la construcción.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 06 de mayo de 2008.

Se adhiere a los criterios de