Guipúzcoa resolverá en 15 días si permite reclamar por el peaje

Automovilistas y Diputación debaten la sentencia sobre el redondeo

La Diputación de Guipúzcoa decidirá en 15 días si abre un periodo de reclamaciones individuales para los conductores de las autopistas A-8 (Bilbao-Behobia) y AP-1 (Eibar-Vitoria) que pagaron durante 2007 los peajes con los redondeos al alza impuestos por la institución foral. La apertura de este periodo de reclamación fue una de las peticiones que realizaron ayer tarde los representantes de la asociación Automovilistas Europeos Asociados (AEA) al diputado de Infraestructuras Viarias, Eneko Goia, y el diputado general, Markel Olano, durante la reunión que mantuvieron en San Sebastián.

La cita tenía como objetivo analizar las consecuencias de la reciente sentencia del Tribunal Superior que anuló el decreto foral que fijaba los precios de ambas autopistas para el año pasado, al considerar "injustificado" el redondeo al alza aplicado. El máximo tribunal vasco daba así la razón a AEA, que interpuso un recurso contra el citado redondeo, establecido por la Diputación bajo el argumento de facilitar la gestión del cobro en metálico.

AEA pide un plan claro para levantar las barreras en caso de atascos

Tras el fallo, la institución foral, que ha renunciado a la posibilidad de recurrir al Supremo, aprobó un nuevo decreto que fija las cuantías del canon para este año sin redondeos y tomando como base los precios que hubiesen regido el pasado ejercicio si no se hubiese dado dicho redondeo. El resultado es que las tarifas de algunos tramos resultan más baratas que en 2007, otras quedan congeladas y varias más suben por debajo del IPC.

La Diputación puso ayer sobre la mesa esta situación tarifaria para defender que con ella se resarce de alguna manera el interés general de los usuarios de la A-8 y la AP-1 afectados por el redondeo, según explicó tras la reunión el presidente de AEA, Mario Arnaldo.

Los representantes de la asociación consideran, en cambio, que es una solución "incompleta". Por ello, solicitaron a la institución foral que abra un periodo para las reclamaciones individuales para resarcir también el interés particular. La Diputación se comprometió a ofrecer una respuesta en un sentido u otro en 15 días, según indicó Arnaldo.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

AEA también reclamó a Goia y Olano que la sociedad foral Bidegi, encargada de la gestión de las autopistas, concrete en un protocolo de actuación a partir de qué número de vehículos o de cuánto tiempo de espera levantará las barreras de los peajes cuando se registren atascos, cuestión ahora "arbitraria", apuntó Arnaldo.

Esta es una petición recurrente de la asociación, que insiste ahora en ella después de que Goia advirtiese de que el amplio cuadro de decimales que incluyen las tarifas actuales puede ralentizar el cobro en metálico del peaje y causar retenciones, sobre todo en verano. "Hemos reiterado que el conductor nunca puede ser el perjudicado", apuntó Arnaldo.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS