Víctimas de ETA y de los GAL llevan sus vivencias a las aulas vascas

Una nueva 'asignatura' ayudará a deslegitimar la violencia entre los alumnos

Los testimonios de las víctimas de la violencia terrorista de ETA y del terrorismo de Estado (GAL) llegarán finalmente a las aulas vascas a partir del curso que viene. Los jóvenes de 14 a 16 años que cursen la ESO en la red pública y concertada tendrán a partir del próximo curso una unidad didáctica que ya ha sido ensayada con "éxito" este curso para 285 adolescentes repartidos en seis centros de Euskadi. La unidad debe ser perfeccionada, pero el ensayo de llevar la voz y el testimonio de las víctimas a las aulas ha logrado su doble objetivo: impactar a los adolescentes y "contribuir a una mayor deslegitimación de la violencia terrorista entre los alumnos", según reconoció ayer el consejero vasco de Educación, Tontxu Campos (EA).

Más información

Esta es una de las iniciativas concretas recogida en el primer plan vasco de educación para la paz y los derechos humanos que incluye hasta 90 programas de acción -70 del Gobierno y el resto de diputaciones y ayuntamientos- y que fija como objetivo prioritario la "deslegitimación radical" del terrorismo, en palabras del consejero vasco de Justicia, Joseba Azkarraga. Con todo, el hombre fuerte de EA en el Ejecutivo vasco aclaró que "no estamos ante un plan antiterrorista de Educación" y que los derechos humanos forman un bloque no parcelable, desde el derecho a la vida a todos los demás. Otra medida concreta incluida en la iniciativa gubernamental es la formación de funcionarios de prisiones y policías en derechos humanos.

De hecho, el plan, que supondrá una inversión de 6,5 millones de euros hasta 2011, deja claro que la violencia etarra "no agota ni toda la violencia terrorista que históricamente se ha producido en nuestro país, ni tampoco otras violencias ilegítimas y graves violaciones de los derechos humanos". Y llevar a las aulas esos testimonios busca la "deslegitimación radical del terrorismo y otras transgresiones graves de derechos humanos".

El documento fue aprobado en el consejo de Gobierno del pasado 26 de diciembre y será remitido en breve a la Comisión de Derechos Humanos para su tramitación parlamentaria. Socialistas y populares, que se han mantenido críticos con el Gobierno tripartito durante la elaboración del plan, censuraron ayer de nuevo al Ejecutivo. El portavoz del PSE Jesús Loza resaltó la "nula voluntad" del Ejecutivo vasco de acordar su contenido y sus "incoherencias" en la deslegitimación del terrorismo.

El portavoz popular Santiago Abascal tampoco le cree a Azkarraga cuando habla de "deslegitimación del terrorismo", sobre todo cuando hace una semana "arremetió contra las sentencias que ponen en su sitio a todos aquellos que integran ETA en cualquiera de sus frentes". Y resaltó que "no ha contado con las víctimas", ni contará con ellas en los nuevos organismos, en alusión al Consejo consultivo que hará un seguimiento del plan y en el que hay 10 representantes institucionales y otros 10 de ONG, Consejo Escolar, UPV y el Ararteko, pero ninguna asociación de víctimas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 04 de enero de 2008.

Lo más visto en...

Top 50