Camps quiere una alianza turística con 'Las Vegas' de los Monegros

El presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps (PP), que se han enfrentado históricamente a Aragón al defender el derecho de los valencianos a recibir agua del Ebro, no dudó ayer cuando le preguntaron su opinión acerca del gran complejo de ocio y casinos en el desierto de Los Monegros: "Es un gran proyecto, una apuesta muy inteligente y muy valiosa", dijo antes de admitir que ya estaba pensando en "un pack de touroperador Monegro-Costa de la Comunidad Valenciana" y promover "sinergias interesantes" entre aragoneses y valencianos.

Camps se deshizo en elogios hacia el Gobierno de Aragón, presidido por el socialista Marcelino Iglesias, por esta "brillantísima idea" y le animó a que lo desarrolle "con toda la intensidad y fuerza del mundo". Lo hizo en los desayunos Price Waterhouse Coopers-Las Provincias, en Valencia, un día después de que el Gobierno aragonés diera luz verde a Gran Scala, que promueven 12 inversores extranjeros en Los Monegros.

Por otra parte, las principales asociaciones ecologistas de Aragón han decidido hacer una ruta por los pueblos de la comarca de Monegros candidatos a albergar el complejo de casinos para explicar los daños al medio ambiente que a su juicio, puede causar el proyecto en la región.

"Es superfluo, derrochador de energía, absolutamente opuesto a los programas vigentes de lucha contra el cambio climático", firmaron ayer en un comunicado Ecologistas en Acción, Aragón no se vende, Ansar, Seo Bird Life, Equipo Tryacanthos, Ebro Vivo, Monegros no se vende y asociaciones de vecinos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 13 de diciembre de 2007.

Lo más visto en...

Top 50