Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Un banco abierto de sol a sol

El Popular ampliará el horario en sus 200 oficinas Popular Max

Pasear los sábados por la tarde por la Gran Vía de Madrid y encontrar una oficina del Banco Popular abierta al público hasta las 20.30 será habitual. El tercer banco del país cumple así un viejo anhelo de las entidades financieras españolas: ampliar el restringido horario de sus oficinas bancarias, muchas de ellas situadas en las mejores ubicaciones de las calles más comerciales de España.

De momento, el Popular sólo ha ampliado horario en tres de sus sucursales en Madrid. Pero en dos años, pretende que 200 oficinas abran de 8.30 a 20.30 de lunes a viernes; y de 10.30 a 20.30 los sábados. No será en todas sus oficinas, sólo en las situadas en las calles y centros comerciales, según el director general de la red comercial, Ángel Ribera.

Los representantes de los trabajadores conocen las intenciones de la entidad, pero todavía no han alcanzado un acuerdo

No es la primera entidad que amplía el horario de sus establecimientos para adaptarse a la demanda de los clientes. Banco Santander cuenta con oficinas (77) en los centros comerciales que mantienen las puertas abiertas tanto tiempo como el propio centro. También La Caixa. El Popular sí que parece ser el primero que ampliará el horario también en las calles comerciales. No es el caso del BBVA, que esta semana ha propuesto a sus trabajadores cerrar el 75% de las oficinas los sábados, según UGT.

Para poder llevar adelante el proyecto, la entidad ha presentado un plan a los sindicatos, pero todavía no se ha alcanzado un acuerdo. Andrés Hidalgo, responsable de banca de Comisiones Obreras y trabajador del Banco Popular, subraya su disposición por alcanzar un pacto. El responsable sindical sólo pone un problema: "El banco se ha precipitado al hacer el anuncio sin llegar a un acuerdo".

Para esta ampliación de horario, Banco Popular prevé la contratación de nuevo personal. Si bien, no precisa ni el número, ni la inversión total. Afirma que el desarrollo definitivo del plan está sujeto a la rentabilidad de las primeras pruebas piloto puestas en marcha esta semana.

El cambio irá más allá de mantener la puerta abierta más horas. De hecho, Banco Popular ha dado un nuevo nombre comercial a estas oficinas de horario amplio: Popular Max. Las sucursales tendrán un nuevo diseño. Más moderno y "con menos granito", según Ribera. La mayor parte de las que integren esta nueva red comercial serán oficinas reformadas, si bien no se descartan aperturas.

Banco Popular señala que con Popular Max pone en marcha un nuevo concepto de oficina, caracterizado por la "asistencia integral". Traducido del lenguaje comercial, esto supone que la división entre cajeros y apoderados de cuenta, tan nítida en las oficinas tradicionales, se difuminará. Todo el personal en ellas, apuntan desde la entidad, podrá resolver las dudas financieras que le plantee el cliente.

Las oficinas Popular Max también ofrecerán apoyo logístico a los clientes. Las pequeñas y medianas empresas contarán con salas de reuniones en las sucursales para su propia actividad y servicio de videoconferencia.

En las oficinas Popular Max, el cliente podrá encontrar productos que no son los estrictamente financieros. Por el momento, hay puntos de venta de Movistar. Pero en este campo serán más restrictivos que otras entidades, según explican desde el banco, y lo delimitarán sólo a aquellos productos en los que la entidad pueda añadir algún valor añadido a estas ofertas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 2 de diciembre de 2007