Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Escasez en el sector energético

China insinúa una compra masiva de euros y lleva el dólar a mínimos

"El dólar está perdiendo su estatus de moneda mundial". "Favoreceremos las divisas fuertes frente a las más débiles". Estas dos frases, pronunciada la primera por uno de los vicedirectores del Banco de China y la segunda por el vicepresidente de la Asamblea Popular china, han llevado a la moneda estadounidense a mínimos históricos.

Ayer se llegó a cambiar un euro por 1,473 dólares, acercándose a la barrera de dólar y medio que hace sólo unas semanas parecía inalcanzable y que dañaría de muerte a las exportaciones europeas. Más tarde, la caída libre se ralentizó y llegó a 1,467 dólares.

La insinuación de que China quiere cambiar por euros una parte de los 1,43 billones de dólares que tiene en reservas también contribuyó a la depreciación de la moneda del billete verde frente a las de otros países. Hay que remontarse a 1981 para encontrar una libra esterlina tan apreciada frente al dólar. Y el dólar canadiense no había visto a su vecina tan baja desde 1950, año en el que eliminó el tipo de cambio fijo entre las dos monedas.

"El dólar está sufriendo una crisis de confianza", dice un analista, que también explica la depreciación por los máximos históricos en el precio del petróleo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 8 de noviembre de 2007