La piedra de la Cidade da Cultura se eligió un año antes de salir a concurso

La familia Cuiña se hizo con las subcontratas más sustanciosas del Gaiás

La Fundación Cidade da Cultura encargó un informe sobre la colocación, en las cubiertas de los edificios que se construyen en el monte Gaiás, de la piedra cuarcita que se produce en la localidad lucense de Muras un año antes de que un concurso público decidiese adjudicarle el suministro de este material a una unión temporal de empresa participada por la sociedad Piedra Natural de Muras SL.

El informe en cuestión fue realizado en 2002 por la empresa Proesga, dedicada a la instalación de fachadas, y el concurso a favor de Piedra Natural de Muras se falló en el mes de julio de 2003.

La empresa tiene como administrador al ex alcalde popular de Ortigueira Antonio Campo y desde hace siete años explota sin licencia la denominada mina Angelita, de la que se extrae la cuarcita. Campo dimitió de su cargo el pasado 4 de octubre, apenas una semana antes de que comenzaran las comparecencias en la comisión parlamentaria de investigación de la Cidade da Cultura.

Más información
La investigación sobre la Cidade da Cultura deriva en una bronca parlamentaria

Por otra parte, la empresa Inasus, pieza clave del grupo empresarial propiedad de la familia del ex conselleiro de Política Territorial José Cuiña destaca entre las sociedades que se beneficiaron de subcontratas en las obras de construcción de los edificios de la Cidade da Cultura. Inasus obtuvo las subcontrataciones más sustanciosas del pastel del Gaiás: el 6,8% del edificio de servicios centrales (adjudicado a Necso-Copasa por 19,92 millones), el 13,25% de la Biblioteca (38,74 millones) y nada menos que el 19,29% del Museo de Historia (48,29 millones).

Sólo por su participación en las obras de construcción de estos tres edificios, para los que produjo y colocó en fachadas aluminio y vidrio, Inasus obtuvo contratos por un total de 15,7 millones de euros.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS