Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Tribuna:Fórmula 1 | Así ven a Alonso en el extranjero

En Inglaterra odiamos a los malos perdedores

En Inglaterra decimos que el deporte no da carácter, sino que lo revela. Piensen en cómo cambió nuestra opinión del campeón Michael Schumacher cuando vimos hasta dónde podía llegar para ganar. Ese rasgo no se sumó a su carácter con la experiencia, sino que llevaba ahí desde siempre y sólo necesitó que se dieran las circunstancias adecuadas para salir a relucir.

Este año hemos aprendido mucho sobre el carácter de Fernando Alonso. Ha sido su año más duro en las carreras, porque su novato compañero de equipo le ha igualado y a menudo superado. Fernando Alonso, como muchos grandes campeones, es mal perdedor. Dio muestras de ello cuando estaba en Renault, y fue derrotado muy de vez en cuando por Giancarlo Fisichella. Este año ha revelado más claramente este lado de su personalidad y en Inglaterra no ha sentado bien. Odiamos a los malos perdedores.

El problema de Fernando es que Hamilton le ha desbaratado su juego mental

Algunos creen que los británicos prefieren ser perdedores honorables que vencedores, y si nos fijamos en nuestro equipo de fútbol, hay algo de verdad en ello. Pero también teníamos muchas ganas de tener un nuevo héroe del deporte, alguien con instinto asesino y con talento, alguien como Tiger Woods o Roger Federer. Ahora tenemos uno en Lewis Hamilton. La nación británica quiere que gane, claro está, pero apreciamos su actitud cuando pierde. No nos importaría que le ganara Alonso. Al fin y al cabo, ésta es una gran contienda deportiva. Pero no soportamos las quejas de Alonso cuando pierde.

Hace unos meses, Fernando Alonso afirmó que el carácter británico de McLaren significaba que favorecía a Hamilton: "Tengo a un compañero de equipo británico en un equipo británico", declaró. "Está haciendo un trabajo estupendo y sabemos que todo el apoyo y la ayuda van destinados a él, y así lo entendí desde el principio".

Ésta era la manera que tenía Alonso de explicar por qué estaba siendo derrotado por un novato. No podía guardar relación alguna con él, tenía que ser algún factor externo el que le impedía ganar. Eso le hizo parecer petulante y, sin duda, ha perdido muchas simpatías entre el público británico. Tal vez tenga razón, tal vez McLaren se haya volcado en Hamilton a medida que ha ido transcurriendo el año, pero la labor de un campeón es conseguir que el equipo le siga, cueste lo que cueste.

Siempre me ha caído muy bien Fernando Alonso. Siempre he admirado su espíritu, la forma en que peleó contra Michael Schumacher en Imola en 2005, por ejemplo, y creo que lo hemos visto en la segunda mitad de la temporada,

El problema de Fernando Alonso es que Hamilton le ha desbaratado su plan de juego mental y sus esfuerzos por desestabilizar al corredor han fracasado.

James Allen es comentarista principal de Formula 1 en la cadena británica de TV, ITV. Traducción, News Clips.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 21 de octubre de 2007