Renfe cierra esta noche durante las estaciones de Sants y paseo de Gràcia para adaptarlas al AVE

Las estaciones de Renfe de Sants y Passeig de Gràcia, en Barcelona, permanecerán cerradas desde las 22.50 horas de esta noche hasta las 7.50 de mañana. El motivo es la adaptación de algunas líneas de la estación al ancho de vía europeo para permitir que el tren de Alta Velocidad (AVE) llegue a la estación de Sants el próximo mes de diciembre, como se ha comprometido el Ministerio de Fomento. Éstas serán las últimas obras de adaptación de las vías antes de la llegada del AVE a Barcelona.

Durante las nueve horas que cerrarán ambas estaciones se cambiarán las vías en Sants, se modificarán las catenarias y se cambiarán las agujas de esta estación, dijeron fuentes de Adif, la empresa gestora de las infraestructuras ferroviarias.

Los usuarios de Cercanías de las líneas 1, 3, 7 y 4 que usen las líneas durante las nueve horas de cierre de las estaciones de Sants y Passeig de Gràcia deberán acabar el recorrido en la estación de Plaça Catalunya. Esto afecta a las líneas L'Hospitalet-Mataró-Blanes (Línea 1); L'Hospitalet-Vic-Puigcerdà (3); L'Hospitalet-Martorell (7), y Norte Manresa-Terrassa-Barcelona (Línea 4).

Por su parte, los viajeros de la línea de Cercanías Sant Vicenç de Calders-Vilanova-Barcelona (Línea 2 norte) circularán hasta Bellvitge, desde donde continuarán hasta L'Hospitalet.

Los de la Línea 2 norte, que unen Maçanet-Granollers-Barcelona, circularán hasta Sant Andreu Comtal o Clot. En la zona sur de la Línea 4, la que une Sant Vicenç de Calders-Martorell-Barcelona, los trenes acabarán su recorrido en L'Hospitalet. Renfe recuerda que los pasajeros de Cercanías pueden usar su billete integrado para usar el metro y el autobús y llegar a sus destinos.

Los trenes de larga distancia acabarán su recorrido en Tarragona y Vilanova, y sus usuarios serán trasladados en autobús hasta Sants o desde ésta.

A partir de mañana, las modificaciones en la distribución de las vías harán que los pasajeros que utilizan las vías 1 y 2 pasarán a circular por las 7 y 8. Estos cambios afectarán a los trenes de Cercanías con destino a L'Hospitalet-Molins de Rei; los convoyes con destino L'Hospitalet; los que van de Martorell a Vilafranca y a Sant Vicenç de Calders.

Otros cambios en los trenes de Cercanías afectarán a los que tienen destino Mataró-Calella-Blanes y Maçanet; los de la línea Vic-Ripoll-Puigcerdà-La Tor de Querol. También a los trenes con destino Terrassa-Manresa y los que unen Cerdanyola Universidad-Sant Cugat-Rubí-Martorell.

En la media distancia los trenes que ahora circulan por la vía 2 lo harán por la 8. Este cambio afecta a los que unen Manresa y Lleida. No hay cambios en los de larga distancia. Estas modificaciones de las vías de estacionamiento de la terminal de Sants completan las que se hicieron los meses de mayo y julio cuando se pusieron en marcha las vías 9 y 14, lo que permite que estacionen todos los trenes que utilizan en todo o en parte el tramo Maçanet-Granollers-Vilanova-Sants-Sant Vicenç de Calders.

Renfe ha construido en Sants el nuevo andén 4, que tiene entradas y salidas desde la plaza de los Països Catalans y que se han dotado de controles de acceso para los viajeros de Cercanías, ascensores, escaleras mecánicas, sistemas de control y señalización, destaca la compañía.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 14 de septiembre de 2007.