Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ford estudia desprenderse de Volvo para salir de la crisis

Ford sigue buscando la solución a sus problemas financieros en Estados Unidos. Y en este contexto, la dirección del grupo de automoción estaría considerando ahora la posibilidad de desprenderse de Volvo, lo que podría representar un cambio de posición importante, que pone además en evidencia las dificultades ante las que se enfrenta la compañía para salir a flote.

Ford había negado hasta la fecha la posibilidad de vender la marca sueca. Sin embargo, ayer varios medios estadounidenses hacían referencia a esta eventualidad citando fuentes de la compañía. Junto a Volvo, el gigante de Detroit estudia la viabilidad de vender Jaguar y Land Rover, y acaba de desprenderse la casa británica de deportivos Aston Martin por 848 millones de dólares.

Las cuatro marcas están integradas en Ford Premier Automotive. Ford confirma estar sopesando la posibilidad de la venta de Volvo en el marco de la revisión estratégica de las operaciones de la compañía. Aunque se precisa que no hay ninguna decisión tomada y niega que haya entrado en contacto con otros fabricantes.

La llegada de Alan Mulally a la dirección de grupo se esperaba que acelerara su plan de reestructuración y aportara buenas noticias al grupo. Sin embargo, su cuota de mercado no para de caer y lo hace incluso más rápido de lo previsto, lo que pone en riesgo el objetivo de cerrar 2009 con beneficios. Ford tendría ya ofertas para Jaguar y Land Rover, sin concretar.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 17 de julio de 2007