Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Los pactos de gobierno tras el 27-M

Los socialistas navarros aseguran que los acuerdos no se decidirán en Madrid

El candidato socialista a la presidencia de Navarra, Fernando Puras, aseguró ayer que la decisión final sobre las ofertas de pacto que le han propuesto Unión del Pueblo Navarro y Nafarroa Bai, se tomará en Navarra y no en Madrid. La comisión ejecutiva regional del PSN aprobó un comunicado en el que reivindica a los socialistas como la segunda fuerza más votada, ya que Nafarroa Bai, que la superó en votos en las pasadas elecciones autonómicas "está formada por al menos cuatro partidos".

"La resolución de este tema", dijo Puras refiriéndose a los pactos postelectorales, "va a adoptarse teniendo en cuenta, cómo no, el punto de vista del PSOE". "Pero va a adoptarse en Navarra y por parte del PSN", afirmó tras un acto público en la Universidad Pública de Navarra. El candidato socialista trataba así de disipar temores sobre la influencia que los máximos dirigentes del partido en Madrid puedan tener sobre estas decisiones, debido a la presión ejercida por el PP, que ha mantenido que un pacto entre socialistas y Nafarroa Bai equivaldría poco menos que a dejar Navarra en manos del nacionalismo vasco.

Puras coincidió así con la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, que en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros aseguró que el Gobierno respetará la decisión de los representantes políticos navarros "al ciento por ciento". De la Vega advirtió además que el ejecutivo navarro que finalmente surja de los pactos "trabajará para unir a los navarros entre sí y con el resto de España" y "para alejar los fantasmas de la división", agitados durante toda la campaña por UPN en Navarra y el PP en Madrid.

Compromiso institucional

Por la tarde, la comisión ejecutiva regional del PSN mantuvo su primera reunión desde el 27-M y aprobó por unanimidad un comunicado en el que recuerda "los reiterados intentos de bipolarización de la política de Navarra entre navarristas de derechas y nacionalistas vascos", ratifica el compromiso del partido "con el actual estatus institucional, singular, propio y diferenciado de Navarra" y encomienda al secretario general del PSN, Carlos Chivite, y al candidato del partido a la presidencia, Fernando Puras, seguir adelante con las conversaciones para formar gobierno.

UPN, la marca navarra del PP, obtuvo 22 escaños en el Parlamento foral en las elecciones. Le sigue Nafarroa Bai, con 12; PSN, con otros 12; Convergencia de los Demócratas de Navarra (CDN), con dos, idéntica representación que IU. Los socialistas son los mejor situados para gobernar, pero necesitan el apoyo de UPN o el de Nafarroa Bai e IU.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 2 de junio de 2007