El proceso judicial contra Batasuna

El Supremo verá en público el 16 de mayo las alegaciones de ASB

La Sala Especial acepta que Iruin presente las pruebas en una vista

La Sala Especial del Tribunal Supremo acordó ayer celebrar el próximo 16 de mayo una vista pública sobre las alegaciones y pruebas solicitadas por Abertzale Sozialisten Batasuna (ASB) antes de pronunciarse sobre si ilegaliza a esta formación, como ha pedido la Fiscalía General y la Abogacía del Estado, o permite su inscripción en el Registro de Partidos Políticos, aunque, en cualquier caso, ASB no podrá presentarse a las elecciones.

Más información

La comparecencia en una vista pública para plantear alegaciones e informar sobre las pruebas no está prevista en la Ley de Partidos, pero la Sala Especial, "aún no estando obligada" a aceptarla, ha acordado la comparecencia "a fin de garantizar de la manera más amplia y completa la tutela de los intereses generales y particulares concurrentes". El alto tribunal ha fijado la comparecencia para el 16 de mayo, a las 10,30 horas, en vista pública, "para efectuar alegaciones y práctica de la prueba propuesta".

La Sala ha citado a todas las partes para ese día: por parte de la Fiscalía General actuará el teniente fiscal del Tribunal Supremo, Juan José Martín Casallo; la Abogacía del Estado estará representad previsiblemente por el abogado general, Joaquín de Fuentes Bardají y por parte de ASB se espera la comparecencia del abogado Iñigo Iruin.

El Supremo ha admitido toda la prueba propuesta por la defensa de ASB, que solicitó copia de los Estatutos de diversos partidos políticos: Coalición Canaria, Liberación Andaluza, Democracia Nacional, Mesa Nacional Falangista, Esquerda Nacionalista, Bloc Nacionalista Valencia y Aralar.

Según fuentes fiscales, la intención de ASB es contrarrestar las demandas de la Fiscalía y de la Abogacía del Estado significando que hay otros partidos que también utilizan la denominación "Mesa Nacional" como referente de su máximo órgano ejecutivo. Una de las imputaciones de los demandantes es que ASB copió o trasplantó la organización y estructuras de Batasuna a la nueva formación que se pretende legalizar. Con los estatutos de esos partidos, y los promotores de ASB pretenden demostrar que también hay formaciones legales que denominan "Mesa Nacional" a sus ejecutivas, o que, como en el caso de Aralar -nacida de una escisión de Batasuna-, han sido legalizados sin tener que formular una condena expresa del terrorismo. Igualmente, tratarán de demostrar que las formaciones con la denominación "batasuna" (unión o unidad), han concurrido a otros procesos electorales.

El proceso electoral, aparte

ASB también ha pedido copia del requerimiento realizado a la Guardia Civil sobre sus promotores y varios escritos del fiscal en el procedimiento seguido por el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón contra la financiación de Eta a través de las herriko tabernas. ASB quiere con ello llevar ante el Supremo afirmaciones de que ciudadanos de la izquierda abertzale como tales no tienen prohibido reunirse para hacer un partido político siempre que no sea heredero de la ilegalizada Batasuna.

Fuentes del Supremo indicaron que la celebración de la vista el día 16 de mayo no tiene nada que ver con el proceso electoral, puesto que la Sala Especial está solventado sendas demandas contra la inscripción de un partido político, al margen de los avatares electorales. Por eso, se da por hecho que ASB, como partido político, no podrá concurrir a las elecciones autonómicas y municipales del 27 de mayo ya que el día 10 tiene que estar resueltas todas las impugnaciones de candidaturas. Pero, en el caso de que no fuese ilegalizado y se aceptase su inscripción, podría concurrir a las generales de 2008.

Las razones de deferir la convocatoria de la vista pública al día 16 es que la Sala Especial se reserva la semana del 30 de abril al 4 de mayo para resolver las impugnaciones contra las agrupaciones electorales sospechosas de estar vinculadas a los partidos ilegalizados. La Fiscalía y la Abogacía del Estado disponen de los días 2 y 3 de mayo para presentar impugnaciones, y el Supremo deberá resolverlas entre los días 4 y 5.

La semana siguiente, mientras los recursos contra las agrupaciones rechazadas pasan a examen del Tribunal Constitucional, el presidente de la Sala Especial y del Tribunal Supremo, Francisco Hernando, está de viaje, por lo que la Sal Especial no podrá reunirse. El miércoles día 16 se celebrará la vista.

La providencia dictada por la Sala Especial incluye un listado de los 16 magistrados que integran la Sala, aunque es posible que para la fecha de la vista haya alguna sustitución, ya que el presidente de la Sala de lo Social, Joaquín Samper, se jubila el 3 de mayo y tendrá que ser sustituido.

Nueva fiscal jefe

El fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, propondrá al Consejo de Ministros el nombramiento como fiscal jefe del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Cataluña de Teresa Compte Massachs, quien ayer obtuvo seis votos durante la discusión para la provisión de esta plaza en el Consejo Fiscal. La Fiscalía General aseguró que Compte obtuvo los mismos apoyos del Consejo Fiscal que el otro candidato a la plaza vacante del TSJ catalán, Martín Rodríguez Sol. Teresa Compte ingresó en la carrera fiscal hace 24 años y tras su nombramiento cubrirá la plaza que dejó vacante el anterior fiscal jefe de Barcelona, José María Mena.

Conde-Pumpido también propondrá el nombramiento de Antonio Narváez Rodríguez -actualmente fiscal del Constitucional- como fiscal jefe de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Supremo, en sustitución del ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0024, 24 de abril de 2007.

Lo más visto en...

Top 50