Un hombre permanece cinco días muerto en su coche que se llevó la grúa

Un hombre de 30 años fue hallado muerto el pasado lunes en Mataró (Maresme) en el asiento trasero de su vehículo, que se encontraba aparcado en el depósito municipal después de que la grúa lo retirase cinco días atrás. El coche tenía los vidrios posteriores tintados, lo cual impidió que alguien se percatara de la presencia del cadáver. La familia denunció la desaparición a la Policía Local siete días antes, pero éste no fue encontrado hasta el lunes en el depósito de la céntrica plaza de Granollers. El vehículo había sido retirado el pasado día 18 por hallarse estacionado indebidamente frente a un vado. Fuentes municipales aseguraron que la policía no lo descubrió antes porque no "inspecciona" los vehículos que retira la grúa.

Los Mossos se desplazaron hasta el lugar de los hechos para identificar al fallecido y aclarar las causas de su muerte. Fuentes próximas a la investigación señalaron que no hay indicios de muerte violenta, y que se trataría de un fallecimiento por sobredosis. La autopsia determinará si la víctima aún vivía cuando la grúa se llevó el coche.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 24 de abril de 2007.

Lo más visto en...

Top 50