Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El juez archiva la investigación contra la clínica Isadora

El Juzgado de Instrucción número 6 de Madrid archivó el pasado 20 de febrero las diligencias abiertas cuatro días antes a iniciativa de la Guardia Civil, por unas supuestas irregularidades cometidas por la clínica Isadora en la gestión de sus residuos biosanitarios procedentes de abortos.

La Guardia Civil, según fuentes judiciales, solicitó al juez que "el Instituto Anatómico Forense se hiciera cargo de cubos de residuos para determinar si existían indicios de infracción penal".

El juez rechazó la petición, al considerar que del escrito presentado por la Guardia Civil no se deducía "nada que indicara la comisión de un delito". Tras el rechazo del juez, la Guardia Civil acudió a la Consejería de Sanidad para que analizara los residuos. De la tarea se ocupó la Dirección General de Salud Pública, que concluyó que la clínica incumplía la normativa al mezclar residuos orgánicos (restos de tejidos humanos) con inorgánicos (material quirúrgico utilizado en los abortos).

Salud Pública, sin embargo, no tuvo en cuenta que otra dirección general de Sanidad, la de Inspección, lleva años inspeccionando y aprobando la actuación de la clínica en materia de residuos.

A pesar del archivo de las diligencias por el juez, un portavoz de la Guardia Civil afirmó que el instituto armado "sigue con sus investigaciones".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 2 de marzo de 2007