Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cadena Dial reúne a los embajadores de la música en castellano

Alejandro Sanz entrega a Miguel Bosé un premio por 30 años de carrera

Miguel Bosé celebra sus 30 años en el mundo de la música con el lanzamiento, el próximo mes, de su disco Papito. "Son 30 años, pero tienen que ser muchos más", advirtió. Anoche, como primer regalo de cumpleaños, recibió uno de los premios con los que Cadena Dial reconoce a los "embajadores de la música en castellano" de 2006.

Lo recogió de manos de tres "amigos" y también "referentes": Alejandro Sanz, Paulina Rubio y Laura Pausini. Los tres colaboran también en este nuevo álbum, que además anuncia duetos con Juanes, Alaska, R.E.M., Ricky Martin, Shakira y Mina.

Antes, habían pasado por el escenario prácticamente el resto de galardonados de esta 11ª edición de los Premios Dial, que luego acompañaron a Bosé en la foto de familia: David Bisbal, Álex Ubago, Chayanne, David DeMaría, Diego Martín, Manuel Carrasco, Luis Fonsi, Malú, Carlos Baute, Yahir y Nauzet. Más tarde, Antonio Carmona, estrenó algunos de los temas de su disco en solitario, Vengo venenoso.

A las cinco de la tarde, una multitud de jóvenes ya esperaba a la entrada del Auditorio de Santa Cruz de Tenerife -diseñado por el valenciano Santiago Calatrava- para ver de cerca a sus artistas. El desfile por la alfombra verde (color distintivo de Cadena Dial) se alargó mucho más de la hora prevista, mientras atendían el reclamo de los fans, Bisbal y Alejandro Sanz especialmente.

Dentro del auditorio, 1.500 invitados asistieron al concierto-homenaje en el que actuaron los galardonados, una gala que tres pantallas gigantes proyectaban en la explanada exterior.

Una de las sorpresas de la noche la protagonizó Sanz, que interpretó por primera vez en acústico Te lo agradezco, canción de su último disco, El tren de los momentos. Silencio fue el sencillo elegido por Bisbal y Paulina Rubio cantó Ni una sola palabra. La mexicana cambió el ajustado modelo de Roberto Cavalli con el que hizo el paseíllo por uno más cómodo pero igual de escueto, con el que entró al escenario al grito de "¡Vivan las mujeres!". Chayanne, por su parte, cantó por primera vez para el público canario Si nos quedara poco tiempo, un adelanto del álbum que edita el próximo mes de abril.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 1 de marzo de 2007