Uno de cada tres alumnos matriculados en las escuelas de adultos es inmigrante

Un tercio de los 35.350 alumnos matriculados en las 166 escuelas de adultos catalanas es inmigrante. En total, hay algo más de 10.000 estudiantes de origen extranjero, la mitad de los cuales proceden del Magreb. Otros 1.800 son americanos, 1.700 asiáticos y 1.500 del resto de Europa, según datos facilitados ayer por el Departamento de Educación.

El director de Enseñanzas Profesionales, Artísticas y Especializadas, Josep Francí, explicó ayer que una de las prioridades de Educación en la presente legislatura es potenciar la formación para adultos. Por ello, ayer anunció que la Generalitat destinará 14 millones de euros en los próximos cuatro años para mejorar las aulas destinadas a formar a los mayores de 18 años.

Educación también redactará un plan para "mejorar y actualizar" estos estudios y "responder a las necesidades de una sociedad moderna", aseguró Francí. El objetivo de la Generalitat es reconvertir la situación actual de este segmento de educandos. Según un informe elaborado por el Consejo Superior de Evaluación, Cataluña está a la cola de Europa en formación de adultos. Este documento también pone de manifiesto las desigualdades que existen entre las diferentes comarcas, ya que en siete de ellas -rurales y poco pobladas- no hay ninguna escuela de adultos.

Francí dijo que para mejorar la formación continuada es necesario contar con la participación activa de los ayuntamientos. Por ello, Educación quiere que, en un futuro, estos equipamientos sean cogestionados por la Generalitat y los entes locales. "Son los ayuntamientos los que conocen mejor las necesidades y tradicionalmente no han sido tenidos en cuenta", admitió Francí.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS