Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:BARCELÓ, LA PLENITUD DEL ARTISTA

Barceló según Barceló

El artista selecciona y comenta algunas de sus obras preferidas de su producción reciente

Miquel Barceló ha aceptado la propuesta de EL PAÍS de elegir y comentar algunas obras de su producción reciente, una representación de su amplio abanico de creaciones sobre papel, bronce y tela, desde las notas de sus agendas hasta las grandes telas sobre temas clásicos. "Podríamos decir", asegura el artista, "que es una visión entre las muchas posibles, una muestra de cuál es mi paleta ahora. Obra diversa más algún proyecto. La selección está condicionada por el tamaño que exige su reproducción en un diario y la calidad del papel del diario. Las cerámicas quedan representadas en la catedral".

De la Ceba. "Una amable ironía".

2004. Técnica mixta sobre tela. 89 x 116 cm

"De la ceba' contiene una amable ironía, así se llamaba en Mallorca a los intelectuales comprometidos con la lengua y la cultura catalanas. Es un doble juego porque es un cuadro con muchas cebollas, un bodegón. Es de las telas con relieves, casi en blanco y negro, una superficie muy trabajada. Cada una de las imágenes de cebollas, flores de cardo y alcachofa, hortalizas y frutas, partidas y en descomposición. Con fibras y material. Las figuras, con pliegues y vacíos, en otros muchos cuadros contienen hojas de papel de periódico estrujado. Me gusta el objeto, un diario -o una cerilla- por su temporalidad y textura".

Rebozo. "Una imagen primigenia".

2001. Técnica mixta sobre tela. 81 x 100 cm

"Corresponde a una imagen primigenia. El tema es un arquetipo en la pintura igual que las puestas de sol. Courbet pintó muchas olas, nada bucólicas. Esta obra está pintada en la isla Graciosa, en las Canarias. Allí llaman 'rebozo' a la marina del rompiente, la ola al llegar a la costa enorme se desintegra, el azul queda totalmente en blanco. Así la pintura tiene 'puntas' y el agua salpica, levanta una nube de espuma y saladina. La tela es de la época de los cuadros de estalactitas, las superficies puntiagudas. El mar detenido, una tormenta que concluye con su fuerza en la costa, arremete en el límite. Pertenece a la serie de obras de superficies del mar expuestas a partir de 2002. Una fue la portada del catálogo de la Fundación Maegth de Saint Paul de Vence".

Ça va."La fuerza de la mancha".

2004. Técnica mixta sobre papel. 77 x 59 cm

"Es un trabajo sobre papel, de los muchos que hago desde los años ochenta, en directo, al natural, en mis estancias en África... Se ve, están las figuras, la fuerza de la mancha, el color y el gesto fugaz. Refleja a dos mujeres de Malí con su vestuario tradicional sobre cuyas cabezas cargadas cruza y se confunde el perfil de una piragua repleta de gente que navega por el río posterior. En Malí se dice 'Ça va ça' al pasar y saludar. Esta obra ha sido usada como portada de mi libro Ce que vous cherchez il y a, que publicó el galerista Bruno Bischofber en 2005. El volumen contiene una serie de dibujos y acuarelas y unos textos también míos".

L'Allumette. "Un regalo de cumpleaños".

2006. Bronce. 254 x 63 x 85 cm

"Es una especie de 'vanitas', una escultura en fundición que posiblemente será una obra mayor, en una versión de hasta siete u ocho metros, a la altura de una farola, casi el triple que ahora. Es una cerilla, el resto quemado, la madera consumida hasta la mitad. Es el regalo que me hice por mi cumpleaños anterior. Es alegórico, la mitad quemada, la otra parte por arder, un trayecto consumido y por consumir al cincuenta por ciento. Del fósforo me gusta la imagen y el objeto. Sin encender, con su cabeza roja, los he puesto alrededor de algunas de las telas recientes, blancas, con un cráneo".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 28 de enero de 2007