USTEC pide la revisión del Pacto Nacional por la Educación

El sindicato USTEC-STE, que revalidó el pasado jueves su condición de principal fuerza sindical entre el profesorado de los centros de titularidad pública, instó ayer al consejero de Educación, Ernest Maragall, a revisar el Pacto Nacional por la Educación. Este acuerdo fue una de las grandes aportaciones del tripartito presidido por Pasqual Maragall en políticas sociales, y no fue suscrito por USTEC-STE. La principal aportación del pacto fue la extensión de la sexta hora en la gran mayoría de escuelas de primaria.

La portavoz de USTEC-STE, Rosa Cañadell, aseguró que la victoria de esta central en las elecciones sindicales que se celebraron el jueves prueba que el profesorado de los centros educativos públicos desaprueban el Pacto Nacional por la Educación, y también las políticas que la Generalitat ha emprendido en esta materia. Cañadell consideró que UGT y CC OO, los dos sindicatos que suscribieron el acuerdo educativo, han sido castigados por los trabajadores.

CC OO ha quedado como segunda fuerza sindical, aunque ha perdido 10 delegados sindicales. UGT ha pasado a ser la cuarta fuerza, con 15 delegados sindicales, uno menos de los que tenía. El sindicato de profesores de secundaria ASPEC-SPS es, desde el jueves, la tercera fuerza, y la CGT, que hasta ahora no tenía delegados sindicales, ha logrado seis.

Oposición a la sexta hora

Cañadell instó a la Generalitat a que revise la sexta hora porque, aseguró, "los que la tienen que aplicar son los profesores y son los que se han encontrado con las dificultades que ha supuesto su extensión". La portavoz de este sindicato de maestros dijo: "En estos momentos sigue habiendo vacantes en las escuelas de primaria que no se han cubierto".

Para remediar estas dificultades, Cañadell pidió a la Generalitat la suspensión de la sexta hora o que, al menos, "no se instaure en las escuelas donde todavía no se ha hecho". "La Generalitat menospreció la opinión del sindicato mayoritario" al generalizar esta medida, añadió Cañadell.

La portavoz de USTEC-STE también pidió a la Generalitat su política de concertación en los centros privados. En cuanto a la mejora de la educación secundaria, Cañadell desaprobó el plan de la Generalitat de incentivar económicamente a los centros que mejoren sus resultados. "Las ayudas se tienen que dar en función de las dificultades de cada centro, y no de las mejoras", indicó.

Ernest Maragall rechazó ayer la revisión del Pacto Nacional por la Educación. El pacto, dijo el consejero de Educación, "está acordado, suscrito y es firme, y se aplicará con todas sus consecuencias". El consejero hizo estas declaraciones tras visitar el instituto de educación secundaria Verdaguer, situado en el parque de la Ciutadella de Barcelona. La de ayer fue la primera visita a un centro educativo que realiza el nuevo consejero.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción