Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos túneles han sido abiertos sin que esté operativo el nuevo centro de control

Los grandes túneles de la M-30 -el del río, de seis kilómetros, y el by-pass sur, de 4,2 kilómetros- están aún en construcción, pero otros de menores dimensiones ya se han inaugurado, como el de la calle de Costa Rica (190 metros) y el del nudo de la A-3 (500 metros). Ésos están en servicio sin que exista aún el nuevo Centro de Control de Túneles de la M-30, según denunció ayer IU.

Mientras ese centro se construye, la vigilancia está garantizada a través del Centro de Control de Túneles "de toda la vida", pero IU subraya que el alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, prometió dotar a los nuevos subterráneos de sistemas de seguridad mucho más exigentes.

"El nuevo centro de control estará listo cuando entren en servicio los grandes túneles de la M-30: el del río y el by-pass sur, porque son éstos los que necesitan una vigilancia extra", responde José María Ortega, director de Desarrollo de Infraestructuras. Y añade: "El resto de túneles se incorporará también a ese nuevo centro, pero ahora mismo están perfectamente controlados con el de siempre".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 18 de julio de 2006