Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una baliza frenará los trenes a 150 metros del lugar del accidente de metro en Valencia

La línea 1 de metro de Valencia será más segura el próximo 15 de septiembre. Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) ha decidido reforzar de urgencia el sistema de frenado automático del tramo de 7,1 kilómetros de túnel de este trazado en el que el pasado día 3 el descarrilamiento de un tren causó la muerte de 43 personas. Desde el momento del accidente, Ferrocarrils ha defendido que la línea es segura y los sistemas instalados los adecuados.

El refuerzo supondrá la instalación de 15 o 16 balizas, una de ellas a unos 150 metros de la curva en la que descarriló el convoy y en la que hay una señal que limita la velocidad a 40 kilómetros por hora. Señal que no respetó el tren siniestrado el 3 de julio. La baliza frenará los trenes en caso de que superen la velocidad permitida y los conductores no reaccionen a la señal de aviso. Una medida que sindicatos, partidos políticos y colectivos cívicos han señalado durante las últimas semanas que podría haber evitado la tragedia o al menos logrado reducir sus dimensiones.

También en relación con el accidente, ayer se confirmó que la segunda unidad del convoy siniestrado está en funcionamiento de nuevo en la línea 1 de metro.

Por otra parte, ayer se constituyó en las Cortes Valencianas la comisión de investigación del accidente del metro, cuyos trabajos durarán apenas 12 días, ya que el PP pretende liquidarla en un pleno el próximo 11 de agosto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 18 de julio de 2006