_
_
_
_

La 'Gran Misa' de Mozart inaugurará el Festival de Músicas Religiosas de Girona

El nuevo auditorio de la ciudad abrirá sus puertas el 27 de mayo

La celebración del Año Mozart brillará por partida doble en el Festival de Músicas Religiosas de Girona. La programación se abrirá el próximo 30 de junio con la Gran Misa en do menor, K. 427, imponente obra que sonará en un nuevo escenario, el flamante Auditorio-Palacio de Congresos, destinado a transformar la vida cultural de Girona. Su alcaldesa, Anna Pagans, anunció la pasada semana durante la presentación del festival que el nuevo equipamiento, cuya sala grande tiene un aforo de 1.200 localidades, abrirá sus puertas el 27 de mayo, pero no quiso revelar detalles sobre los actos preparados para la inauguración.

La gran cita mozartiana, a cargo del coro y la orquesta francesa Le Concert de L'Hostel Dieu, dirigidos por Frank-Emmanuelle Conte, abrirá la séptima edición del festival, que ofrecerá del 30 de junio al 9 de julio 14 conciertos, cuatro de ellos gratuitos bajo el título Diversons.

El hermanamiento de los festivales de músicas religiosas de Girona y la ciudad marroquí de Fez reunió el pasado martes por segundo año consecutivo a sus respectivos directores artísticos, Josep Lloret y Faouzi Skali, en una doble conferencia de prensa que se celebró por la mañana en Girona y a mediodía en Barcelona, presididas ambas por Anna Pagans. "La catedral es y seguirá siendo el escenario de la mayoría de los conciertos del festival", afirmó la alcadesa, quien aseguró que el nuevo auditorio "tendrá programación propia y acogerá congresos a partir del mes de septiembre"".

La presencia de la cantante paquistaní Abida Parveen, considerada la heredera de Nusrat Fateh Ali Khan y reina del canto místico sufí, es uno de los grandes atractivos de la séptima edición del festival catalán, que cuenta con un presupuesto de 506.000 euros. "La separación entre música religiosa y popular sólo existe en el ámbito de la música clásica occidental; por eso, la filosofía común de los festivales de Girona y Fez es mostrar la diversidad y riqueza de la música religiosa, mística y espiritual que convive en el mundo", afirma Josep Lloret.

Escaparate a la diversidad

La programación es un escaparate abierto a la diversidad; cultura tradicional surafricana con las voces del coro Ladysmith Black Mambazo; cánticos de una de las más antiguas cofradías de Marruecos, Aïssawas de Fez; música tradicional judía klezmer a cargo del grupo estadounidense The Klezmatic, popular por sus colaboraciones con el célebre violinista Itzhak Perlman; el canto místico de la brasileña Virginia Rodrigues; la voz del percusionista senegalés Cheik Lô, seguidor de Bayle Fall, una variante senegalesa del islam que rinde culto a su fundador, Cheik Ibra Fall. Además del concierto inagural dedicado a Mozart, la música clásica occidental queda bien representada en otros dos conciertos, a cargo del Conjunt Orquestral de Girona -Stabat Mater de Boccherini y Réquiem para cuerdas, de Takemitsu, en el programa- y la orquesta italiana Vespres d'Arnadi Os, que ofrecerá un programa barroco.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El festival de Fez, por su parte, presentará nueve conciertos del 2 al 10 de junio con una programación que incluye la presencia de músicos españoles: Jordi Savall y Montserrat Figueres ofrecerán un concierto con música sefardí y arábigo-andaluza, y Carles Magraner dirigirá una versión del Llibre Vermell de Montserrat al frente de la Capella de Ministrers y el Cor de la Generalitat Valenciana.

"El arte puede ejercer un papel decisivo para favorecer la convivencia entre diversas culturas, religiones y tradiciones; por eso son tan importantes festivales como los de Girona y Fez, que quieren armonizar identidades diversas", afirma Faouzi Skali.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_