Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:MERCADOS

Fuerte caída del negocio

La inversión deshace posiciones a la espera de reacciones

La reciente subida de los tipos de interés por parte del BCE ha enfriado los ánimos en los mercados de valores europeos, con especial incidencia en la Bolsa española, cuyo principal índice, el Ibex 35, pierde el 1,51% frente a pérdidas inferiores al 0,50% en el resto de los mercados de la eurozona.

La Bolsa española ha vuelto a marcar distancias con el resto de los mercados de valores de la eurozona al registrar el Ibex 35 un descenso semanal del 1,51% frente al 0,49% que pierde Francfort y el 0,03% de París. Todos estos descensos se inscriben, según algunos observadores, dentro de una reacción global de los inversores a la reciente subida de los tipos de interés por parte del BCE y a la posibilidad, manifestada por algún alto responsable de esta entidad, de que haya nuevas subidas en un plazo no muy largo.

Para el mercado de valores español, esta semana ha sido atípica, al celebrarse dos fiestas que ha respetado el sector bancario, principal canalizador de órdenes, mientras que la Bolsa ha abierto todos los días.

El descenso de la contratación ha sido el efecto más visible de esta disparidad de criterios del sector financiero español, con un descenso de 700 millones de euros diarios en la media del Mercado Continuo, que en esta semana ha caído hasta los 2.442,46 millones de euros. Las operaciones "abiertas" ofrecen una media diaria de contratación de 1.928,68 millones de euros, con un descenso de 424 millones respecto de la semana anterior.

La concentración del negocio en torno a los grandes valores ha llegado a superar el 50% del total en algunas sesiones, lo que, según algunos observadores, indica que son los inversores profesionales los que llevan la voz cantante, al relacionarse su actividad con el mercado de opciones y futuros, cuyo vencimiento mensual, anual en este caso, se celebra este próximo viernes.

Los indicadores económicos conocidos a lo largo de esta semana han sido, en general, positivos, sobre todo en Estados Unidos, pero esto no ha impedido que se diera mayor importancia al repunte en el precio del petróleo, que gana algo más de un dólar por barril en los mercados de Nueva York y Londres. El avance en el precio del petróleo coincide con la mejora en la confianza de los consumidores debido, precisamente, al descenso en el precio de la gasolina, lo que otorga a esos indicadores una validez puntual que el mercado ha tenido en cuenta. El índice Dow Jones quedaba otra vez en los últimos días por debajo del nivel de apertura del ejercicio, esto es, con pérdidas frente a avances que llegan hasta el 24% en algunos mercados de la eurozona.

Las expectativas para la economía, según los indicadores anticipados de la OCDE, apuntan hacia un crecimiento suave en las tres grandes áreas económicas -dólar, euro y yen- para el año próximo, lo que también plantea algunas dudas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 11 de diciembre de 2005