Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Análisis:A LA PARRILLA

Fumata blanca

El domingo decía aquí Juan Cueto que celebrar los años de la televisión resulta difícil en algunos sitios; la verdad es que en algunas zonas de Tenerife no sólo fue difícil sino imposible durante los días del apagón. En algunas emisoras locales vi a los directivos de Endesa (Unelco en las islas) decir que ellos estaban haciendo "una apuesta por Canarias". Hay afirmaciones que parecen piedras de escándalo. Mi madre decía, ante situaciones así: "Después del conejo ido, pelos en la madriguera". ¿Qué hace la gente cuando no puede ver la tele? De todo.

Después de aquel apagón de Nueva York se supo que la gente estaba haciendo niños; a ver qué han hecho los tinerfeños. El domingo fue el día de Luxemburgo: los directivos del Madrid prolongaron la agonía del técnico tanto que su destitución llegó a la hora de los últimos telediarios y de los programas deportivos que celebran el fin del domingo. En uno de esos programas (El rondo, en La 2), Roberto Gómez llamó "indocumentado" a Butragueño, que fue el vicepresidente-portavoz del despido, y yo me volví a preguntar si así es como se debe hablar en público. Debe ser que sí, porque se repite. Llevaron a El rondo a José María Caneda (el inventor de frases como "ando de caspa caída"); supongo que no lo invitarían para hablar de Kant, pero cuando empezó a decir (¡qué barbaridad!) que el Madrid "es racista porque echó a Makelele" lo mandaron callar. Pues no lo lleven. También mandaban callar (tácitamente) a Schuster, que decía cosas muy sensatas sobre el solitario oficio de entrenar.

Algo me intriga de lo que se dice en la tele: ¿por qué tiene que hablarse de sonrisas cuando aparece Eto'o sonriendo, o por qué el rótulo de la reunión de la directiva madridista ha de llamarse fumata blanca, o por qué no explican que los rojillos son los de Osasuna? Más difícil de explicar es que en El rondo, en El programa de Ana Rosa, en tantos, se haga publicidad expresa (leyendas de Madrid, esenciales Ana Rosa...) nada más empezar los programas. Les habrán dado fumata blanca.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 6 de diciembre de 2005