Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TELEFONÍA

La televisión en el teléfono móvil se prueba en Madrid y Barcelona

Un total de 500 abonados de Madrid y Barcelona serán los primeros en ver la televisión a través de su teléfono móvil con la tecnología Digital Video Broadcasting-Handheld (DVB-H), que adapta al móvil la señal de la televisión digital terrestre.

La experiencia es posible gracias al acuerdo entre Abertis Telecom (servicios de telecomunicaciones), Nokia (aparatos teléfonicos) y Movistar (operadora). El proyecto, primero de estas características en España, cuenta con la participación de Antena 3, Sogecable, Telecinco, Telemadrid, TVE y TV-3, que aportarán sus programas.

La prueba probará la viabilidad de la tecnología DVB-H, ensayará servicios de televisión en el móvil y conocerá los gustos de este medio millar de usuarios, que serán determinantes para abrir nuevas oportunidades de negocio.

La prueba durará hasta el 28 de febrero de 2006, coincidiendo con la clausura en Barcelona del 3GSM World Congress.

Los seleccionados para la prueba piloto, 500 en las ciudades de Madrid y Barcelona, recibirán canales de TV en directo y en alta calidad en teléfono móvil Nokia 7710 equipado con un accesorio especial para recibir la señal de televisión. Con una pantalla panorámica táctil de color y reproductor de sonido estéreo, los abonados también podrán experimentar servicios interactivos mientras ven la televisión, y acceder a los servicios asociados a los programas en el móvil.

De momento no se habla de tarifas, pero se pretende que sean bajas, por lo menos al comienzo. En Finlandia, por ejemplo, hay una tarifa plana de cinco euros mensuales por recibir media docena de canales.

Pruebas similares se han realizado en Alemania (Philips, Vodafone, Nolia y Universal), Francia (Orange), Reino Unido (BT) y Corea, donde hay más de 100.000 abonados.

Cobertura interior y exterior

El principal problema tecnológico es la cobertura en exteriores e interiores. El teléfono de Nokia dispone de dos antenas, una para conectar con las redes celulares convencionales y otra, en la parte posterior del aparato, para captar las señales de las televisiones. La pantalla del teléfono, aparte de sus grandes dimensiones, es táctil, y tiene un menú muy sencillo para votar en programas o comprar películas a la carta. La batería es para cinco horas. El consumo diario, según otras experiencias, es de unos 30 minutos diarios.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 3 de noviembre de 2005