El Festival de Cine de Málaga premiará al guionista Rafael Azcona

El Festival de Cine Español de Málaga entregará el premio Ricardo Franco al guionista Rafael Azcona, ganador de seis Premios Goya, en su novena edición que se celebrará del 17 al 25 de marzo próximo. "Una leyenda del cine español y probablemente el mejor guionista de su historia", le definió el director del festival, Salomón Castiel, quien destacó que Azcona aceptara "por primera vez un premio en un Festival, ya que es una persona a la que le gusta pasar desapercibida".

De la pluma de Rafael Azcona (Logroño, 1926), han surgido los diálogos de algunas de las mejores películas de la historia del cine español como Plácido, El verdugo o El pisito. Al aceptar el galardón, Azcona se unirá a la nómina de ganadores del Premio Ricardo Franco, como Gerardo Vera o Antonio Resines. Otras novedades del festival serán la creación de los premios al mejor actor y actriz de reparto en la sección oficial de largometrajes a concurso, en la que la asociación de guionistas ALMA premiará al mejor guionista novel.

También nacen nuevos premios del público sin dotación económica en la sección de largometrajes para televisión y en Territorio Latinoamericano, que se potenciará con la presencia del elenco de las películas participantes, según avanzó Castiel. La sección documental recibirá un impulso con la proyección de sus películas en el Teatro Cervantes, y el aumento de la dotación económica en los premios del jurado y del público, tras el incremento del nivel de calidad y público en las últimas ediciones. Además se ampliará el número máximo de premios que el jurado podrá otorgar a una misma película, que pasará de dos a tres.

Respecto al adelanto de las fechas en las que se celebrará el festival, Castiel explicó que es una decisión "suficientemente aquilatada y que obedece a razones de mercado". La proliferación de festivales de cine por todo el país ha provocado que los festivales intenten seducir a los productores para que presenten sus filmes a las distintas citas, ante una cosecha en trayectoria descendente en cuanto al volumen de títulos.

"El cine español buscaba en los últimos años los huecos que el cine americano dejaba en la cartelera en mayo o junio, pero desde hace un par de años se ha desplazado la fecha a marzo o abril", explicó Castiel. El director del certamen explicó que las nuevas fechas son mucho mejores que las más cercanas al verano, cuando los jóvenes están estudiando y mejora el tiempo. "El Festival de Málaga va de la mano de la industria y nació para potenciar el cine español, y no podía quedar desplazado", apuntó. Castiel hizo hincapié en que a pesar de los cambios, "el esqueleto fundamental del festival sigue en pie"

ya que se mantienen las secciones habituales de Largometrajes a Concurso y en Zonazine.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Además, el festival presentó el cartel de su novena edición, denominado Cine con ñ, y que representa un rostro asombrado, realizado por Raúl Gómez y Alejandro Rivas.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS