Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gas Natural prepara acciones legales contra Endesa por manipular datos

La compañía gasista critica el plan retributivo para directivos de la eléctrica

Gas Natural acusó ayer a la eléctrica Endesa y a sus directivos de presentar un plan con "manifestaciones inexactas, tendenciosas y deliberadamente confusas" para oponerse a su oferta de compra. La compañía anunció que "se reserva el derecho a iniciar acciones legales" tras la presentación realizada el pasado lunes por los directivos de Endesa, en la que prometieron 7.000 millones de dividendos en cinco años y acusaron a Gas Natural de comprar el silencio de Iberdrola. La sociedad gasista sostiene, además, que la dirección de Endesa intenta mejorar su retribución.

La compañía que preside Salvador Gabarró decidió ayer entrar en el cuerpo a cuerpo con Endesa. Lo hizo, mediante un comunicado, 48 horas después de que la dirección de Endesa apelara al bolsillo de sus accionistas para hacer frente a la OPA de Gas Natural al prometer 7.000 millones en dividendos en los próximos cinco años, crecimientos anuales del beneficio neto del 12% y reparto del 100% de las plusvalías que obtenga por venta de activos no estratégicos, entre otros puntos. Gas Natural aduce que el beneficio neto por acción acumulativo ha caído un 0,6%.

Todos los objetivos adelantados por la empresa que preside Manuel Pizarro, en opinión de Gas Natural, "no son realistas, ni rigurosos, ni creíbles". "Es un plan que genera enorme confusión y malentendidos, y que no es ni riguroso ni correcto", remachó el consejero delegado de Gas Natural, Rafael Vilaseca.

Pagos a directivos

Tampoco es correcto, según Gas Natural, el nuevo plan de retribución que propone la dirección de Endesa si permanece al frente de la compañía. El pasado lunes, el consejero delegado de Endesa, Rafael Miranda, explicó que en el futuro, el consejo y la alta dirección de Endesa tendrán su retribución variable (entre el 40% y el 70% de lo que cobran) vinculada al precio de la acción y que, si ese precio cae por debajo de 18,56 euros (el precio de la acción el viernes 2 de septiembre), la retribución variable será cero.

Gas Natural considera ese plan retributivo "sorprendente", ya que "sólo en el caso de que los accionistas de Endesa pierdan 4.000 millones de valor bursátil", los directivos dejarían de cobrar.

Además del plan de los directivos, la empresa gasista cuestiona la espina dorsal de la defensa elaborada por Endesa. Así, destaca que la promesa de 7.000 millones de dividendos hasta 2009, 5.000 de ellos con carácter ordinario, se basa en un aumento anual del 12%, cuando el dividendo de Endesa entre 2000 y 2004 sólo creció un 3% en tasa anual acumulada. Ese dividendo se repartiría, además, según Gas Natural, "independientemente de los resultados", lo que "podría poner en serio riesgo las inversiones" y acabaría perjudicando al consumidor.

Frente a los 7.000 millones de Endesa, Gas Natural garantiza en cinco años 5.000 millones de dividendos (asumiendo la reinversión del pago en efectivo de la OPA en acciones de Gas Natural) y el reparto de las plusvalías obtenidas por ventas de activos no estratégicos, pero manteniendo las inversiones y reduciendo la deuda.

Para no dejar ningún fleco, Gas Natural cuestiona la cifra de dividendo extraordinario prevista por Endesa (2.000 millones incluyendo las plusvalías de Auna), ya que, según destacó ayer, 750 millones estarían ligados a ventas de terrenos, con recalificaciones "de carácter incierto y posiblemente especulativo".

En general, la sociedad gasista cuestiona toda la gestión de Endesa, incluida la "falta de transparencia" y la ausencia de credibilidad de sus proyecciones financieras. Para ello, Gas Natural destacó en su comunicado que el Ebitda (beneficios brutos) de Endesa tuvo un descenso acumulativo anual del 0,4% entre 2000 y 2004, y ahora prevé crecimientos anuales del 10%-11%. Todo ello basado en una mejora de costes que Endesa no ha conseguido hasta ahora (por el contrario, los gastos de personal y de explotación habrían subido un 11,6% y un 14,6% hasta junio), y trufado con continuos cambios en el enfoque de negocio y en el tratamiento de cuestiones como las ayudas eléctricas (CTC).

Respuesta de Endesa

Endesa respondió a las acusaciones con un comunicado de apenas 20 líneas. En él, además de asegurar que la información de su rival contiene "algunas relevantes falsedades", que no especificó, atribuyó el duro documento en su contra a "las dificultades" que está encontrando Gas Natural para "hacerse con el control de Endesa sin pagar el valor justo a sus accionistas". En opinión de la eléctrica, que desafía a Gas Natural a hacer públicos sus acuerdos con Iberdrola, la empresa gasista quiere pagar "poco y mal".

Por otra parte, Isidro Fainé, director general de La Caixa (accionista de Gas Natural) , negó ayer que su entidad fuera "motor de la OPA sobre Endesa".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 6 de octubre de 2005