Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un millar de personas protestan en Dénia contra la avalancha de urbanizaciones

Alrededor de 1.200 personas, según la organización, unas 600 en estimación de la Policía, se manifestaron ayer en Dénia en protesta por la especulación inmobiliaria, derivada de la avalancha de urbanizaciones con campo de golf programadas en los municipios de la Marina Alta. La protesta, convocada por el colectivo Marina Lliure -entidad que cuenta con el respaldo de plataformas vecinales de una veintena de municipios de la comarca- partió de las inmediaciones la lonja de pescado y concluyó en la artería principal de la ciudad, la avenida Campos. La marcha iba precedida por una pancarta con el lema Marina Lliure. Màfia Inmobiliària, la Marina destrossada.

Al término de la manifestación, un portavoz de la organización leyó un comunicado que pedía el cese de la "frenética barbarie constructora, donde las primeras poblaciones afectadas han sido las del litoral". "Así, pueblos como Dénia, Xàbia, Calp y Altea, ya hace años que pueden gozar de una masificación de urbanizaciones, hoteles y chiriguitos diversos que han trastocado notablemente su fisonomía y, por descontado, su desarrollo", añade el comunicado.

Los colectivos cívicos remarcaron que, ahora, los constructores han trasladado su actividad al resto de poblaciones de la comarca con decenas de planes urbanísticos, "que supondrán la construcción de unas 30.000 nuevas viviendas y la destrucción de 18 millones de metros cuadrados de territorio".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 31 de julio de 2005