El Gobierno aprueba el 90% de peticiones para regularizar inmigrantes

Sube el número de expulsados, la mayor parte por tener antecedentes penales

Sólo uno de cada diez inmigrantes que intentaron regularizar su situación en Cataluña ha visto denegada su petición. El delegado del Gobierno en Cataluña, Joan Rangel, desveló ayer que ya se han resuelto la mitad de los casi 140.000 expedientes que se presentaron en el último proceso de normalización de extranjeros. El número de expulsiones, casi siempre por la existencia de antecedentes penales, ha aumentado.

Rangel juzgó ayer un "gran acierto" el proceso de normalización emprendido por el Gobierno entre el 7 de febrero y el 7 de mayo pasados, que buscaba aflorar el trabajo irregular. El delegado sostuvo que la gran mayoría de los inmigrantes que trabajaban en la economía sumergida han participado en el proceso, y que desde su inicio ha bajado "notablemente" la contratación ilegal. Cataluña, con 138.537 expedientes, fue la segunda comunidad con más solicitudes, sólo superada por las 170.787 de Madrid.

En la mayoría de los expedientes denegados faltaba acreditar el padrón, un contrato de trabajo o la inexistencia de antecedentes penales. Precisamente este proceso sirvió para descubrir inmigrantes con antecedentes penales, lo que explica que desde su finalización haya subido sensiblemente el número de expulsados, aunque sin llegar "a dispararse", aclaró Rangel. "Los primeros que se van son los que no se dedican a trabajar, sino a actividades delictivas", precisó el delegado del Gobierno.

Durante los últimos tres meses se han practicado 7.000 inspecciones de trabajo a empresas y particulares, que han revelado un fraude cercano al 10%. La intención de Rangel es que tras el despliegue en noviembre de los Mossos d'Esquadra en Barcelona, el Cuerpo Nacional de Policía intensifique el control de la inmigración y la lucha contra el tráfico y la explotación de personas.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS