Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Necrológica:NECROLÓGICAS

June Maccloy, actriz

June MacCloy, una actriz escultural cuyo glamour tipificó la Edad de Oro de Hollywood y cuya voz hombruna la distinguía de las demás actrices, murió el pasado 5 de mayo, a los 95 años, por causas naturales en una residencia para la tercera edad de Sonoma, California, una ciudad que hacía mucho tiempo que llamaba su hogar, según Peter Mintun, un amigo de la familia.

"Ni siquiera contaba voluntariamente a la gente que había hecho películas. Era de la antigua opinión de que ciertas personas de la sociedad miraban por encima del hombro a la gente del cine", contaba Mintun, un pianista y cantante de Nueva York que se hizo amigo de la actriz hace una década.

A los 21 años, June MacCloy había dejado atrás Nueva York y un papel en un vodevil diseñado por un joven Vincent Minnelli para emprender una carrera cinematográfica que duraría 10 años. Firmó en 1930 un contrato para aparecer en cortos con la Paramount Pictures, que inmediatamente la cedió a United Artists, donde hizo su primer papel en Reaching for the Moon, con Douglas Fairbanks padre.

Su forma de cantar en la película When the Folks High Up Do the Mean Low Down, de Irving Berlin, siguiendo las interpretaciones de un joven Bing Crosby -que estaba a la cola del reparto- incitó a The Times a escribir: "Si la hubieran animado un poco, habría robado la película". Sí acabaría robando unos cuantos corazones por el camino, y pasó por cuatro matrimonios y varias aventuras amorosas que fueron documentadas en columnas de cotilleo y de noticias.

Su segunda película fue June Moon (1931) con Frances Dee y Jack Oakie, un largometraje que la Leonard Maltin's Classic Movie Guide define como "una extraña pero en general divertida mezcla de ingenuidad y sofisticación". La mayoría de las películas de MacCloy no fueron tan bien acogidas. Hizo también al menos nueve cortos, entre ellos tres dirigidos por Roscoe Fatty Arbuckle, deshonrado por el escándalo y que trabajaba con el seudónimo de William Goodrich. "Fatty Arbuckle es un encanto de tío", le dijo a Mintun. Su último papel en la gran pantalla, como la tabernera Lulubelle en Los hermanos Marx en el Oeste (1940) se recuerda por el culminante viaje en tren y por la frase que lanza Groucho Marx al personaje que interpreta MacCloy: "Vayamos a algún sitio donde podamos estar solos. ¡Ah, parece que en este sofá no hay nadie!".

Nacida en Sturgis, Michigan, el 2 de junio de 1909, MacCloy creció en Toledo, Ohio, y empezó en el vodevil a finales de los años veinte, cantando con una amiga del instituto. Contratada en 1928 para la revista de Broadway Earl Carroll's Vanities, se vio obligada a renunciar, informó The Washington Post, porque su madre encontraba su vestuario demasiado atrevido. Con su profunda voz de contralto, fue contratada rápidamente para hacer una personificación de la estrella de Broadway Harry Richman en la revista Scandals de George White en el teatro Apollo.

Volvió a Broadway en 1932 para cantar en la última producción de Florenz Zingfeld, Hot-Cha!, y pasó buena parte de los años treinta como cantante de una orquesta itinerante. Poco después de hacer su última película MacCloy se casó con su marido definitivo, el arquitecto Neal Wendell Butler, y se retiró de la escena.

Se quedó viuda en el año 1985. Le sobreviven sus hijos Newton y Neala.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 19 de mayo de 2005