Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Nuevos riesgos en la carretera

Como buen aficionado al motor nunca me pierdo la Feria del Automóvil de Barcelona. De su 33ª muestra me ha llamado la atención el perfeccionamiento que han sufrido los microcoches, automóviles que se pueden conducir con la licencia de ciclomotor, es decir, con 14 años.

Los modelos han proliferado muchísimo en los últimos años y cada vez ofrecen más prestaciones: descapotables, cuadro completo de instrumentos, cierre centralizado o elevalunas eléctrico, son algunos de los detalles que convierten estos coches en objetos que nada tienen que envidiar de los turismos convencionales. Es cierto que la mayoría de ellos no puede exceder de los 50 Km/h, ni pesar más de 350 kilos. Pero la automovilística moderna hace milagros. Ahora se construyen con chasis de aluminio, que permite reducir el peso para adaptarse mejor al límite establecido.

De ahí mi preocupación. ¿Cómo puede un niño de 14 años ponerse al volante de una de estas máquinas? Transitar con un vehículo por Barcelona requiere unos conocimientos mínimos de circulación y mucho sentido co-mún. Cualidades de las que probablemente carece un adolescente.

El Gobierno intenta concienciarnos de los riesgos que supone conducir: las campañas contra los accidentes de tráfico son cada vez más duras, los institutos imparten clases de educación vial a nuestros hijos y las leyes del sector son cada vez más estrictas. Pero hasta ahora nada se ha regulado al respeto, y cualquier chaval puede manejar este tipo de autos. A lo mejor, si la prensa da a conocer esta problemática, se puedan tomar cartas en el asunto.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 15 de mayo de 2005