Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Defensa extiende a los extranjeros alistados al Ejército la indemnización de los españoles

El decreto-ley convalidado por el Congreso excluía de este derecho a los inmigrantes

El subsecretario de Defensa, Justo Zambrana, firmó el 23 de diciembre una instrucción por la que se amplían a los extranjeros alistados al Ejército español las indemnizaciones previstas para los militares españoles que fallezcan o se incapaciten en operaciones internacionales de paz y seguridad. El decreto-ley aprobado el 5 de noviembre por el Gobierno, y convalidado el pasado día 2 por el Congreso, excluía a los extranjeros de estos beneficios. Las Fuerzas Armadas españolas tienen ya 1.050 extranjeros en filas, pero Defensa pretende superar los 7.000.

Las indemnizaciones previstas para los extranjeros en la instrucción del subsecretario de Defensa son de idéntica cuantía que las fijadas por el decreto ley para los españoles: 140.000 euros en caso de fallecimiento; 390.000 por gran invalidez; y entre 36.000 y 48.000 por incapacidad permanente.

La única diferencia estriba en que el decreto ley exime a estas indemnizaciones del pago de cualquier impuesto, mientras que la instrucción no aborda la cuestión fiscal, lo que podría generar discriminación en perjuicio de los extranjeros si no se resuelve este problema.

Las indemnizaciones, por una sola vez, se pagarán con cargo a los fondos de Acción Social del Ministerio de Defensa.

"La creciente incorporación de personal extranjero a nuestras Fuerzas Armadas y su posible participación en misiones internacionales de paz y seguridad aconsejan arbitrar un sistema [...] que evite su desprotección", alega la instrucción.

Pero la participación de extranjeros en misiones internacionales es algo más que una posibilidad. Casi el 20% de los efectivos del batallón paracaidista desplegado en otoño pasado en Mazar-i-Sharif (Afganistán) eran inmigrantes. Se da la circunstancia de que la cuarta parte de los extranjeros reclutados por las Fuerzas Armadas están en la Brigada Paracaidista.

Hasta ahora, los extranjeros sólo podían ingresar en cinco unidades y un número muy limitado de especialidades. Un orden ministerial de inminente publicación abrirá considerablemente el abanico de posibilidades para los extranjeros.

En concreto, podrán acceder a todas las especialidades y unidades del Ejército de Tierra; a cinco especialidades y cuatro unidades de la Armada -considerando como una sola la totalidad de la flota- y a cuatro especialidades y 27 unidades del Ejercito del Aire, incluidas las de cazas F-18 o de aviones de transporte Hércules. El texto de la orden ha sido retocado en los últimos días por el ministro José Bono para ampliar el abanico de especialidades y unidades abiertas a los inmigrantes más de lo inicialmente previsto.

La instrucción sobre indeminizaciones para extranjeros no sólo afecta a los militares, sino también "a quienes sean contratados en España a título individual por el Ministerio de Defensa, con motivo de su participación fuera del territorio nacional en operaciones internacionales de paz y seguridad".

En esta circunstancia estaba Mirko Mikulcic, el traductor croata muerto en accidente en Mostar (Bosnia-Herzegovina) en 1994 junto al sargento Fernando Casas. Pero la instrución no le ampara porque, a diferencia del decreto ley, no es retroactiva. Bono rindió el pasado sábado homenaje en Mostar a los 21 españoles muertos en Bosnia ante un monumento en cuya placa conmemorativa figura el nombre de Mirko.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 28 de diciembre de 2004