Lendoiro admite una deuda bruta de 162 millones, pero neta de 28

El presidente del Depor reduce el presupuesto y pretende jugar amistosos

El presidente del Deportivo de la Coruña, Augusto César Lendoiro, restó ayer dramatismo a la situación económica del club, pero admitió sus dificultades financieras con un llamamiento a la afición: "El dinero no viene del cielo y es necesario hacer un esfuerzo entre todos". Aunque en las cuentas que presentará para su aprobación a la próxima junta general de accionistas el Deportivo reconoce una deuda bruta de 162 millones de euros, Lendoiro aseguró que el volumen neto real es de 28 millones si se descuentan las cantidades pendientes de pago por diversos deudores del club. Para el próximo año, el Depor reducirá su presupuesto en 4 millones de euros.

Según los datos que Lendoiro presentará a la asamblea, que se celebrará el próximo día 28, la gigantesca deuda del Depor ha disminuido en 16 millones en el último año. Al cierre de este ejercicio asciende a 162 millones, 63 de ellos a corto plazo. El presidente deportivista precisó que de esas cantidades deben descontarse los 125 millones que la entidad gallega tiene pendientes de cobro de otros clubes, firmas patrocinadoras y administraciones públicas. Asímismo aseguró que hay en tesorería nueve millones de euros.

Con esta situación económica, Lendoiro descartó que el Deportivo esté en condiciones de afrontar algún fichaje destacado para aliviar el mal momento futbolístico del equipo.

"Para fichar algún gran jugador tendríamos que encontrar alguien que lo financiase, una empresa o institución", confesó el presidente del club gallego. Cuando los periodistas le preguntaron si podría incorporar algún jugador en el mercado de invierno, Lendoiro dijo entre risas: "A lo mejor el día 28 [festividad de los Santos Inocentes]".

En los presupuestos para el próximo año, el club coruñés ha incluido una previsión de 7 millones de ingresos por traspasos de jugadores. La inversión prevista para 2005 será de 82 millones, 4 menos que en el ejercicio actual.

El presidente del club reclamó el "esfuerzo de todos" para "hacer frente a toda la deuda, salvo la que tiene que ver con bienes inmuebles, en seis o siete años". El pasado mes de mayo, el Deportivo lanzó una operación para ampliar su capital en 60 millones de euros. El objetivo de Lendoiro es cubrirlo mediante pequeñas participaciones entre los accionistas para preservar el espíritu del Depor como "un club de todos", lema de la campaña para promocionar la operación.

Lendoiro también reconoció que la eliminación del Deportivo de las competiciones europeas "no va favorecer la economía del club". Aunque el presidente no quiso cuantificar el coste del fracaso del equipo en la Liga de Campeones, de los presupuestos aprobados el año anterior se deduce que dejará de ingresar la mitad de los 18 millones previstos por ese capítulo. "Hasta que sepamos las cuotas de mercado, no podremos hacer una valoración exacta", alegó. Para paliar esas pérdidas, el presidente anunció que tratará de captar nuevos ingresos con ofertas a otros clubes para disputar partidos amistosos.

Sobre la firma

Es corresponsal parlamentario de EL PAÍS. Anteriormente ejerció como redactor jefe de España y delegado en Brasil y Galicia. Ha pasado también por las secciones de Deportes, Reportajes y El País Semanal. Sus primeros trabajos fueron en el diario El Correo Gallego y en la emisora Radio Galega.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción