PSOE e IU piden a los vecinos de Carabanchel que cesen las protestas

Los representantes de los vecinos de la vía Carpetana (Carabanchel) mantuvieron ayer conversaciones con la portavoz del grupo municipal de IU, Inés Sabanés, el concejal socialista Pedro Zerolo, así como con asociaciones vecinales y ONG que trabajan con personas sin hogar, para paralizar durante un mes las protestas contra el centro de acogida de indigentes instalado por el Ayuntamiento en el velódromo para su uso durante la campaña municipal contra el frío, que comenzó ayer.

A cambio, exigen que el Consistorio se comprometa a recuperar el velódromo -que hace 14 años costó seis millones de euros y ahora está abandonado- para su uso deportivo una vez finalizada la campaña (el próximo 31 de marzo). En caso contrario, aseguró un portavoz de los vecinos, se seguirá con "las protestas". El próximo domingo celebrarán una asamblea para decidir si aceptan el acuerdo.

Las movilizaciones comenzaron hace dos semanas cuando los vecinos cortaron al tráfico la vía Carpetana e impidieron el acceso al velódromo. El Ayuntamiento reaccionó enviando a centenares de agentes de la Policía Municipal, que el pasado lunes cargaron contra los manifestantes, en su mayoría ancianos, causando 15 heridos. Esto "intensificó el conflicto de forma innecesaria cuando el Ayuntamiento tendría que haber bajado la tensión", afirmó Inés Sabanés.

El portavoz de los vecinos explica que la protesta se debe a "la forma en la que Ana Botella [concejal de Empleo y Servicios a la Ciudadanía] ha impuesto el albergue, sin informar y sin ofrecer alternativas". Subraya que no son "insolidarios" y que no se oponen a que los indigentes puedan acudir al centro este invierno. "Pero no podemos consentir que siempre se ignoren las promesas de mejoras en el distrito y a cambio se degrade cada vez más", afirmó Velasco.

Las conversaciones de ayer incluyen la creación de una comisión de seguimiento en la que participarán PSOE e IU. Pedro Zerolo aseguró que "vigilará al Ayuntamiento y garantizará que cumpla sus promesas originales y que después de la campaña contra el frío comience la recuperación del velódromo para su uso deportivo en el barrio".

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 26 de noviembre de 2004.

Se adhiere a los criterios de