Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El tripartito rechaza crear una ponencia de estudio sobre EITB

El PSE pedía la participación de expertos y "despolitizar" el ente

El Parlamento no tendrá una ponencia de estudio y diagnóstico sobre los medios públicos de comunicación, después de que los tres partidos del Gobierno se opusieron ayer a su creación, propuesta por el PSE-EE, con el objetivo, entre otros, de despolitizarlos y sustraerlos a lo que ese grupo entiende como instrumentalización nacionalista y gubernamental. El grupo socialista presentó su iniciativa en julio, en paralelo a la reflexión sobre RTVE impulsada por el Gobierno central, pero el tripartito la desechó ayer . Ningún responsable de EITB acudió al debate.

"Despolitizar y desgubernamentalizar" y "quitar los medios públicos a los políticos" fueron términos profusamente utilizados ayer por la portavoz socialista, Isabel Celaa, durante el debate de su proposición. Con ellos se refirió a dos de los principales objetivos de su iniciativa de crear una ponencia de análisis y diagnóstico sobre los medios públicos autonómicos de comunicación, cuya evaluación exhaustiva tras veinte años de existencia pretendía.

"Queremos buscar con ustedes", dijo dirigiéndose a los grupos del Gobierno, "una mejor televisión pública". Lo hizo tras criticar "el sesgo nacionalista" y "el establecimiento de prioridades" en función de los intereses del PNV y el Gobierno como "uno de los principales males" que la aquejan actualmente. Celaa dijo que esto se da "en la informacion y en los debates, y tanto por los temas escogidos, como por los contertulios elegidos, incondicionales de dirección única nacionalista en un 90% de los casos".

El portavoz del PNV, José Antonio Rubalkaba, a quien Celaa se dirigió prioritariamente, le respondió en tono jocoso e irónico y afirmó que la socialista no deseaba sacar adelante su propuesta, sino "meter ruido" y "desprestigiar" a EITB y "poner en la picota a sus profesionales" justo cuando ETA los amenaza, extremos que Celaa negó enfadada. "¿Por qué vamos a querer perjudicar a ETB si es nuestra y la pagamos con nuestros impuestos?", respondió. La diputada socialista, que dijo estar proponiendo códigos deontológicos y estatutos y consejos de redacción precisamente para que esos profesionales se sientan "libres y seguros", acusó al PNV de permanecer en una actitud de "prietas las filas" cuando "todos los demás se abren al debate y las mejoras".

El PSE-EE proponía la participación en la ponencia parlamentaria de expertos a los que se recabarían informes y estudios que se estimaran necesarios, para luego elevar un dictamen a debatir en pleno.

Evaluación del modelo

Entre las propuestas concretas avanzadas por Celaa figura la de separar el mandato del director general de EITB de la duración de las legislaturas, elevándolo de cuatro a cinco años, y también el del consejo de administración respecto del de esa dirección general.

El PSE pretendía partir de una evaluación de lo que ha dado de sí el actual modelo de "dos canales, dos programaciones, dos lenguas", y del cumplimiento de su papel de servicio público, para fijar un modelo de programación basado en criterios de calidad, "empezando por hacer una limpieza de telebasura en horario infantil", dijo Celaa, que preguntó: "¿Qué hace ETB 2 por los niños de cuatro a nueve de la noche?".

En el terreno informativo, la ponencia debería haber establecido mecanismos para "evitar tendencias gubernamentales" e impulsado la redacción de un código deontológico de buenas prácticas y de un libro de estilo, además de los estatutos y consejos de redacción para todas las emisoras de la radio y la televisión autonómica.

Rubalkaba afirmó que el modelo de EITB "no tiene parangón" en ninguno de los otros entes públicos e insistió en que a los grupos de la oposición "les gusta desprestigiar a ETB".

La portavoz de EA, Onintza Lasa, declaró a su grupo "abierto a un debate adecuado", pero anunció su voto en contra tras atribuir a la iniciativa "un cierto tufillo electoral". Celaa rechazó la acusación, recordando que data de julio, a la vez que se ponía en marcha el comité de sabios para RTVE. "¿Qué quieren, que la oposición esté un año antes de las elecciones sin presentar iniciativas?", dijo.

El representante de EB, Oscar Matute, comento que pese a no ser nacionalista, no se ha sentido "denostado ni perjudicado por el tratamiento de EITB". Por su parte, el portavoz popular, Iñaki Ortega, pidió parcelar la iniciativa y su grupo apoyó una parte de ella.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 23 de octubre de 2004