Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:FÚTBOL | Liga de Campeones: tercera jornada

Benítez no olvida

El técnico, que hoy se mide al Deportivo, dice que en Liverpool ha hallado "la valoración y el respeto" que no tenía en Valencia

A Rafael Benítez le contempla una de las más grandes leyendas futbolísticas del planeta. Su lugar de trabajo son los muros y las venerables verjas de Anfield, ese estadio jalonado de detalles emocionantes, como el monolito en honor de los 96 aficionados del Liverpool muertos, en 1989, en el estadio de Hillsborough, del que cuelgan las flores frescas que periódicamente reponen los familiares. Benítez, el primer español que accede al corazón del mito, ya se está acostumbrando a conducir por la izquierda y, aunque de vez en cuando tiene que requerir la ayuda del intérprete, se maneja en inglés con bastante soltura ante la prensa local. Pero el peso de la historia del Liverpool no basta para olvidar el pasado reciente. Benítez tardará mucho en curar las heridas que le infligieron en Valencia y no pierde ocasión de denunciar el agravio. Ayer se encontró con los periodistas que acompañaban al Deportivo, el primer rival español que visita Anfield desde la llegada del técnico madrileño, y no resistió la tentación de subrayarlo: "Aquí he encontrado la valoración y el respeto que no tenía en Valencia".

Xabi Alonso copa los elogios de todos los periodistas ingleses y los de Irureta

Era una pregunta obvia y sin segundas intenciones. "¿En qué ha notado más el cambio de cultura futbolística?", inquirió a Benítez la prensa española. Y el técnico descerrajó su respuesta sin dudarlo: "Aquí el respeto y la valoración al trabajo de los profesionales es máximo. En Liverpool he encontrado lo que me negaban en Valencia, incluso después de haber ganado títulos". Cuando el intérprete se disponía a traducirlo al inglés, Benítez le precisó: "Me refería a alguna gente de Valencia. En concreto, al director general, Manuel Llorente".

Al margen de los agravios que se llevó a Inglaterra en su equipaje, el entrenador ha empezado a enderezar la vacilante marcha del equipo, especialmente tras el heroico triunfo del pasado sábado en el campo de Fulham, donde el Liverpool remontó dos goles de desventaja con un futbolista menos. El artífice de la gesta fue Xabi Alonso, quien ayer estaba en boca de todos los periodistas ingleses y hasta se llevó los elogios de Javier Irureta, el técnico del Depor. "Entró en el descanso y fue el verdadero talismán", comentó Irureta. "Xabi pasa muy bien en corto y en largo, y esto último se valora mucho en Inglaterra". Con Benítez y Alonso se fueron a Anfield otros tres españoles, Luis García, Josemi y Núñez, el único que no juega tras caer lesionado. "Este es un fútbol más físico, pero todos se han adaptado muy bien", asegura Benítez. "Sólo Josemi está teniendo algunos problemas con el inglés". "De momento, cambiar de cultura y de país no me ha supuesto ningún problema", corrobora Xabi Alonso.

En el Deportivo, las buenas noticias tienen el rostro de Mauro Silva, cuya ausencia, unida a la de Duscher, es la responsable del mal arranque de temporada del conjunto blanquiazul, según la apreciación de Benítez. Mauro, quien vivió una pretemporada funesta por problemas en una rodilla y cayó lesionado en el segundo partido de Liga, retornará en Anfield a un equipo que va encontrando poco a poco alivio a sus aflicciones. Uno de los encargos de Mauro para esta noche será, según confesión propia, "no darle a Xabi Alonso tiempo a pensar y a organizar el juego".

El fútbol del Depor sigue en tonos grises, como los nuevos chándales y uniformes de calle que ha estrenado el equipo este curso, pero dos victorias consecutivas -en el Bernabéu y en Riazor ante el Getafe, la primera en casa desde hace dos meses- han supuesto un paliativo para su depresión. "Hemos tomado un poco de impulso anímico y vamos mejorando", dice Irureta. "Recuperamos jugadores y estamos entrando en una cierta normalidad. Espero que cumplamos nuestra tradición de estar a la altura en los estadios históricos de Europa". El Liverpool, según el técnico del Depor, es un equipo "en tránsito". "Ya se le empiezan a ver algunos de los rasgos de Benítez", opina. "En su estrategia defensiva, algunos movimientos recuerdan claramente a los del Valencia".

Liverpool: Kirkland; Josemi, Carragher, Hyypiä, Riise; Luis García, Hamann, Xabi Alonso, Kewell; Cissé y Baros.

Deportivo: Molina; Manuel Pablo, César, Andrade, Romero; Duscher, Mauro Silva; Víctor, Valerón, Luque; y Pandiani.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 19 de octubre de 2004