Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN DEL LECTOR

Viva el cosmopolitismo

En referencia al artículo publicado en Quadern por Martí Domínguez, no es verdad que hoy el cosmopolitismo consista en el multiculturalismo. Más bien al contrario: el cosmopolitismo sigue consistiendo hoy como ayer en la lucha por una cultura universalista. Y por supuesto por una cultura de la traducción, como se han encargado de analizar autores como Balibar o Sloterdijk. De modo que en absoluto hay la obligación de hablar "la lengua del país", sino antes que nada se trata de saber entender y hacerse entender. Yo, que soy catalán, me maravillo de que hasta las calles estén señalizadas en dos lenguas. A este paso, quizá algún día incluso el rumano podrá tener alguna presencia. En Cataluña nada de esto ocurre. Y luego resulta que el señor Castellet puede afirmar desde su prepotente seguridad, a toda página, que él es el lobo bueno que se come a los corderos malos. No, no es lo mismo, que decía aquel, Voltaire que Herder. Ecrasez les perses!

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 15 de octubre de 2004