_
_
_
_
_

Távora señala que Barcelona es la ciudad más taurina de España

La Cuadra presentará en mayo en el Victoria 'Imágenes andaluzas para Carmina Burana'

El regreso de Salvador Távora a Barcelona tras la polémica desatada con su último espectáculo, Carmen, por la oposición de la Generalitat a que se lidiara en él un toro (los tribunales dieron la razón al director, pero éste desistió de mostrarlo en la ciudad), coincide con la reciente declaración de la capital catalana como ciudad antitaurina por el pleno del Ayuntamiento. Távora no quiere juzgar la decisión; dice que un pleno municipal merece "mucho respeto", pero que al mismo tiempo "hay que exigirle un conocimiento de la historia antes de pronunciarse de esa manera tan contundente". Así, señala que "en la historia del toreo, Barcelona es la ciudad más taurina del Estado, y llegó a tener tres plazas de toros". Távora argumenta que el toro "es un elemento fundamental en la cultura mediterránea"; eso sí, defiende "un proceso de humanización, quitando la sangre innecesaria" en la inclusión del toro en los espectáculos. Aunque invita también a reflexionar sobre "lo terrible que es sacrificar toros en cadena en el matadero".

En el nuevo espectáculo de La Cuadra de Sevilla, Imágenes andaluzas para Carmina Burana, una sucesión de imágenes simbólicas creadas por Salvador Távora a partir de las músicas y coros de Carl Orf, hay caballos que lloran pétalos de rosa, toros mecánicos, vírgenes muy humanas que bailan con una media luna en los brazos, una mujer crucificada... Hay mezcla desacomplejada de artes y disciplinas, de flamenco y ópera, de danza contemporánea y clásica. Dice Távora que su compañía abre un "camino inexplorado" con esta nueva propuesta, estrenada en Peralada, que podrá verse en el teatro Victoria entre el 12 de mayo y el 6 de junio.

El director explica que éste es uno de los montajes más difíciles de describir. "Es un atrevimiento, una locura. Pero ¿por qué el arte tiene que ser razonable?", se interroga.

El montaje de Távora no cuenta una historia, pero tiene como referente la fusión cultural, tan propia de Andalucía, y que hoy se interpreta como una amenaza. Especialmente cuando se confrontan credos distintos. "La desamortización entre religiones es el origen de las guerras. Éste es un tema que se trata en Carmina Burana". El maltrato a las mujeres y la necesidad de entender las artes sin reducirlas a categorías son otros elementos en la pieza, que persigue provocar "emoción y estremecimiento".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_