Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El dólar marca máximo del año frente al euro y las bolsas reaccionan con subidas

El Ibex 35 alcanza su nivel más alto desde 2002 y acumula una ganancia del 9% en el año

Las bolsas europeas han cogido fuerzas empujadas por la fortaleza del euro y los buenos resultados empresariales y económicos provenientes de Estados Unidos, aunque el Dow Jones cayó un 1,28%. El euro marcó un nivel mínimo del año al cotizar por debajo de los 1,20 dólares, lo que favorece las exportaciones de las empresas europeas. El Ibex 35 alcanzó su nivel más alto desde 2002 con 8.444 puntos, tras subir el 0,65%, y suma una ganancia del 9% en el ejercicio. El precio del petróleo amenaza el optimismo de las bolsas y cotizaba ayer en Londres a 33,18 dólares.

Los mercados europeos han tenido que recurrir nuevamente a referencias estadounidenses para animarse. La positiva evolución de Wall Street en la víspera, cuando las plazas europeas permanecieron cerradas, era un primer punto de apoyo para abrir con alzas generalizadas. Los buenos resultados empresariales de firmas como Johnson & Johnson o Merrill Lynch también alentaban esta tendencia que se confirmó tras el buen dato de la evolución de las ventas minoristas en Estados Unidos, que superó ampliamente las expectativas.

El otro motor de la Bolsa fue el mínimo anual marcado por el euro frente al dólar -mínimo en cinco meses- al cotizarse la moneda europea por debajo de los 1,20 dólares. En la jornada de ayer se alcanzó un suelo de 1,1906 dólares, aunque al final de la sesión, la moneda europea se recuperaba ligeramente hasta 1,1941 dólares. Por su parte, el Banco Central Europeo (BCE) fijó el cambio oficial del euro en 1,1975 dólares.

La debilidad del euro es un buen argumento para las empresas europeas que podrán colocar con más facilidad sus productos en los mercados internacionales. Si un euro excesivamente fuerte perjudica las exportaciones, cualquier recorte de su valor frente a la divisa estadounidense es bien recibida por el mercadopor cuanto favorecerá el crecimiento del beneficio empresarial.

La Bolsa española que inició la festividad de la Semana Santa con un máximo anual, repitió ayer récord del ejercicio tras ganar el 0,65% y situar el índice en 8.444 puntos, su nivel más alto desde abril de 2002. Tras esta subida, los inversores que han apostado por las acciones acumulan una rentabilidad -medida en términos de índice-, del 9,14% en lo que va de ejercicio, lo que supone la ganancia más abultada dentro de los principales mercados mundiales. Ayer el negocio fue considerable con más de 2.500 millones de euros intercambiados.

Los analistas consideran que la Bolsa española tropezará con la resistencia de los 8.500 puntos, un nivel que costará trabajo superar. La evolución de los resultados empresariales del primer trimestre será clave para que el mercado pueda seguir subiendo, ya que muchos expertos consideran que algunos valores han alcanzado ya su valor objetivo. Es más, esta ganancia del 9% en el ejercicio fue la apuesta de rentabilidad de muchas firmas para todo el año.

En el resto de Europa sus indicadores quedaron cercanos a los máximos. Destacó el mercado alemán donde su índice Dax subió el 1,44%. París ganó el 0,92% y Londres el 0,58%. El índice europeo EuroStoxx 50 que resume el comportamiento de las principales plazas registró un avance del 0,99% y ya gana en el año el 4,48%.

En las bolsas estadounidenses, que registraron suaves alzas en la víspera, los inversores optaron por recoger beneficios. El Dow Jones, el índice más importante de Wall Street, perdió 134,28 puntos, un 1,28%, hasta los 10.381,28 puntos, tras al alza de 73 puntos de ayer. El índice de la bolsa electrónica Nasdaq, perdió 35,40 puntos, un 1,71%.

Temor a subida de tipos

Los buenos resultados de empresas y los buenos datos de ventas al por menor, que pudieron perfectamente haber provocado una sólida alza, fueron interpretados por los analistas como señales de una posible y pronta alza de los tipos de interés, lo que desencadenó las bajas. En los mercados de deuda volvieron a caer los precios de los bonos y se produjeron suaves alzas en las rentabilidades que se colocan cercanas al 4,20% para los bonos europeos a 10 años.

Los inversores estuvieron también pendientes del precio del petróleo tras la subida que se produjo el pasado lunes en el mercado norteamericano (referencia Texas). La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) hizo público que en las últimas jornadas previas a la festividad de Semana Santa el crudo tipo brent se había encarecido un 10%, para venderse en 32,92 dólares por barril en la sesión del pasado viernes.

A última hora de ayer, en el mercado londinense el precio del petróleo se elevaba a 33,26 dólares por barril. Unos precios que amenazan los costes que soportan las empresas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 14 de abril de 2004