Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Obras Públicas inicia la planificación territorial del entorno de Málaga y la Costa del Sol

Los dos planes, que dirigirán José Seguí y González Fustegueras, afectan a 18 municipios

La Consejería de Obras Públicas ha contratado los equipos redactores de los planes subregionales de ordenación territorial de la aglomeración urbana de Málaga y de la Costa del Sol Occidental que determinarán unos criterios comunes sobre los usos del suelo que permitan que los ordenamientos urbanísticos de las ciudades afectadas tengan una coherencia supramunicipal y, sobre todo, garanticen unos equipamientos públicos suficientes y de calidad. Con estas contrataciones son ya 16 los planes de ordenación subregional impulsados en Andalucía.

El plan de la Costa del Sol Occidental, que afecta a nueve municipios en la franja comprendida entre Mijas y Manilva, ha sido adjudicado al equipo dirigido por el arquitecto José Seguí, autor, entre otros, de los planes de protección de La Alambra y de los de ordenación urbana de Córdoba y Ronda.

El urbanista Manuel González Fustegueras, que ha trabajado en los planes urbanos de Sevilla y de Jerez de la Frontera, dirigirá el equipo que redacte el plan de la aglomeración urbana de Málaga, que comprende nueve localidades en el entorno de la capital. Éste incluye los municipios costeros de Rincón de la Victoria, Torremolinos y Benalmádena, y un arco interior comprendido entre Alhaurín de la Torre, Alhaurín el Grande y Cártama.

La concesión se realizó a finales de noviembre tras una selección entre una decena de equipos ofertantes. Los adjudicatarios han firmado ya los contratos para la realización de los estudios informativos previos, aunque la formulación de ambos planes no será aprobada por el Consejo de Gobierno de la Junta hasta una de sus primeras sesiones en éste nuevo año.

Estos planes de ordenación supramunicipal definen, a partir de un diagnóstico de la situación actual, una serie de criterios sobre usos de suelo, necesidades de desarrollo, y equipamientos básicos y de calidad que marquen unas líneas para coordinar los planes de ordenación urbana de los diferentes municipios interrelacionados en el área y que, en el caso de la Costa del Sol, forman un continuo urbanístico donde ya no hay fronteras físicas entre los municipios. Se trata de definir unos planes estratégicos que coordinen las políticas sectoriales y el planeamiento urbanístico municipal .

Todos los municipios andaluces tienen que revisar sus planes de ordenación urbana antes de 2007 para adaptarlos a la nueva Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía que entró en vigor hace un año.

La consejera de Obras Públicas, Concepción Gutiérrez del Castillo, ha tenido en los últimos meses varias reuniones con los alcaldes de la zona a los que ha transmitido que la prioridad de éstos debe ser la reserva de suelo para equipamientos públicos acordes con un destino turístico de primer orden, e incluso ha definido algunos objetivos como el "vertido cero" y aspirar al reciclaje de las aguas residuales y de los residuos sólidos.

Según la secretaria general de Urbanismo, Josefina Cruz, en la Costa del Sol Occidental el plan debe "identificar los territorios no colmatados y cualificar la oferta turística y de equipamiento y recuperar espacios de oportunidad que hagan compatible la vocación de turismo residencial y hotelero de la zona con una oferta de espacios públicos cualificada y singular, teniendo en cuenta que el AVE o el corredor ferroviario van a dar un nuevo impulso a la costa".

En la provincia de Málaga está en tramitación el plan subregional de La Axarquía, que ya cuenta con un estudio informativo. Según Cruz, "es bueno que en esta zona se consoliden tres unidades de poblaciones, con cabeceras en Vélez Málaga, Málaga y Marbella, pues hay que tener en cuenta que cada una tiene funcionalidades diferentes y puntos de partida también distintos". La consejería no descarta realizar también un plan para la Serranía de Ronda, una comarca con un núcleo central muy definido y que si bien no tiene una gran población, si padece problemas relacionados con la presión urbanística por sus capacidades ambientales y como destino turístico de interior.

Adaptación de Sevilla

Los 16 planes de ordenación subregional en marcha afectan a 224 municipios, que representan una cuarta parte del territorio andaluz, pero en el que se concentra un 54,4% de la población. De estos 16 planes, que se encuentran en distinta fase de procedimiento administrativo en Andalucía, cuatro ya han sido aprobados definitivamente: la aglomeración urbana de Granada, Poniente Almeriense, Sierra de Segura y Doñana.

En el primer trimestre de este año puede aprobarse el de la Bahía de Cádiz y, en información pública, se encuentran el de la costa noroeste de Cádiz y Campo de Gibraltar. El plan de Sevilla tenía ya el estudio, pero deberá ser modificado para adaptarlos a la nueva realidad por el metro y la SE-30. Pendientes de formulación están los planes del Levante Almeriense y Litoral de Granada.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 7 de enero de 2004