Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Tres municipios del Vallès exigen mejorar el servicio de ambulancia

Representantes de los ayuntamientos de Cerdanyola, Ripollet y Montcada i Reixac se han reunido esta semana con los responsables del Consorcio del Transporte Sanitario del Vallès para intentar mitigar la falta de ambulancias que se ha observado en varias ocasiones durante los últimos meses y que ha causado las iras de los vecinos. El encuentro acabó con el acuerdo de ampliar en un vehículo el parque de ambulancias y el compromiso de analizar el funcionamiento del Centro de Atención Primaria II de esta zona sanitaria "porque el servicio de urgencias no funciona con la agilidad que tendría que funcionar", apuntó el alcalde de Cerdanyola, Toni Morral. El edil también apuntó la posibilidad de que en un futuro Cerdanyola tenga un nuevo centro sanitario.

Las quejas por falta de ambulancias se agudizaron cuando Antonio Martínez, vecino de esa localidad, tuvo que llevar al hospital, el pasado 2 de noviembre, a su sobrino, de 32 años, víctima de un infarto. Tuvo que recorrer una distancia de no menos de 10 kilómetros, la que separa Cerdanyola de Sabadell, conduciendo su propio vehículo. Martínez llamó al 061, "pero me dijeron que no había ambulancias disponibles", afirmó este vecino, cuyo sobrino murió.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 23 de noviembre de 2003