Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cuatro ONG reúnen el 38% de los ingresos del sector de acción social

Un estudio cifra en 28.000 las entidades

En España, el llamado Tercer Sector se compone de cerca de 30.000 asociaciones y fundaciones de acción social, que ingresan casi 6.000 millones de euros y atienden a todo tipo de personas desfavorecidas. Es un tejido social en crecimiento, en el que el 38% de los ingresos va a parar a la ONCE, Cruz Roja, Orden Hospitalaria de San Juan de Dios y Cáritas. Son datos revelados en El Tercer Sector en España, estudio de Víctor Pérez-Díaz y Joaquín P. López Novo, basado en una encuesta del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales y de Analistas Socio-Políticos (ASP) y presentado ayer por Lucía Figar, secretaria general de Asuntos Sociales, y por Juan Manuel Suárez del Toro, presidente de Cruz Roja Española, como responsables de la publicación.

Según datos de 1999, de los 5.639 millones de euros que ingresa el Tercer Sector, 1.240 los recibe la ONCE; 332, Cruz Roja; 241, la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, y 145, Cáritas. Un 74% de las asociaciones y un 19% de las fundaciones ingresan menos de 60.000 euros.

Del total de 28.418 organizaciones españolas, 25.447 son asociaciones; 2.657, fundaciones; 267, entidades religiosas, y 47, cajas de ahorro. El colectivo más atendido (46%) es el de las personas mayores, seguido por discapacitados (26%) y familias (24%).

"El sector emplea, entre voluntarios y asalariados, a un millón de españoles", dice Pérez-Díaz. "Es cierta la existencia de entidades gigantes, pero ejercen un liderazgo benigno y, por otra parte, en las medianas y pequeñas hay mucha vida y son los futuros del sector".

Retos

Del análisis de las respuestas de las muy diversas organizaciones, el estudio concluye que el sector es ya indispensable, pero también que no faltan los retos a los que tendrá que dar respuesta. "Entre ellos", dice Pérez-Díaz, "afrontar la cuestión de los recursos humanos, es decir, cómo atraer a profesionales y combinarlos con el voluntariado, y asimismo, cómo superar la actual carencia de coordinación entre unas y otras entidades: un 73% de las consultadas reconoce que se coordina poco o nada. Ello se relaciona además con una deriva del sector que me parece suicida: no generar suficientes recursos propios y, en cambio, aspirar a vivir de lo recibido de las administraciones públicas".

De hecho, un 31% de las fundaciones y un 15,2% de las asociaciones no recibe financiación privada, y más de las tres cuartas partes de asociaciones y de la mitad de fundaciones se mantienen sólo con fondos públicos.

Otra peculiaridad del Tercer Sector es la abrumadora mayoría de asociaciones de carácter local (51%), frente a un 9,4% de ámbito nacional; las autonómicas o provinciales oscilan en torno al 20%. En fundaciones, la mayoría (35,9%) son autonómicas; un 29%, locales; un 20,4%, provinciales, y un 14,3%, nacionales.

El sector ha experimentado un fortísimo tirón hacia arriba: en 1997 se crearon unas 250 organizaciones, y ahora nacen unas 2.000. Sólo subsiste un 2,5% de entidades con más de 40 años, mientras que el 52% se ha creado hace menos de un decenio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 11 de octubre de 2003