INTERNACIONAL

La reforma fiscal anima los dividendos

La reducción del impuesto dispara la retribución a los accionistas en EE UU

Oleada de dividendos. Desde que el presidente George Bush firmara en mayo pasado el proyecto legislativo que reduce el impuesto sobre los dividendos, las compañías se han animado a aumentar la retribución a los accionistas en Estados Unidos, hasta el punto de que 54 compañías miembros del índice Standard & Poors 500 han anunciado en estos meses el incremento del pago, según informa Bloomberg. Entre ellas se encuentran firmas como At&T, Wells Fargo y Citigroup. Esta última, la mayor compañía financiera del mundo, ha subido su dividendo en el segundo trimestre del año un 75%, hasta los 35 centavos de dólar por acción, aludiendo a la citada reforma fiscal.

Por su parte AT&T, la mayor operadora telefónica de larga distancia, ha anunciado esta semana que aumentará su dividendo un 27%, equivalente a cinco centavos por acción, mientras el banco Wells Fargo lo eleva un 50%, a 45 centavos, y el Bank of America el 25%.

El aumento medio de los dividendos en 54 compañías se ha situado en el 28% y ha supuesto un desembolso de 9.200 millones de dólares

El valor del anuncio

Hay empresas, como Harrah´s Entertainment, a las que el sólo anuncio de que pagarán dividendo, por primera vez en su historia, les ha supuesto una importante revalorización en la acción, en este caso concreto de hasta el 8,9%.

El aumento medio de los dividendos se ha situado en el 28% y ha supuesto, para las 54 compañías citadas, un desembolso de 9.200 millones de dólares. Pero ha sido un buen impulso para que los inversores se acercaran de nuevo a la Bolsa, tras soportar tres años de mercado bajista. Al contrario de lo que ocurría en los años noventa, cuando lo que buscaban eran ganancias a base de la revalorización de la acción -el índice compuesto Nasdaq se revalorizó un 41% al año como promedio entre 1995 y 1999- hoy los inversores se interesan por el dividendo que, con la nueva ley, pasa a tributar un 15% frente al 38,6% anterior de tipo máximo. Los activos financieros que se tengan durante más de un año han pasado a tributar también al 15% frente al 20% anterior.

"Ha repuntado la marea y la gente a partir de ahora tenderá a preocuparse menos de las ganacias de capital en la bolsa y más por el dividendo", ha dicho Doster Esh, cogestor de 5.000 millones de dólares en el fondo Chartwell Investement Partners, en Pensilvania. "Las compañías que van subiendo sus dividendos con el paso del tiempo suelen destacar, y creemos que eso es lo que pasará de ahora en adelante". De momento, Chartwell ha aumentado sus inversiones en Citigroup y Bank of America desde que ambos bancos anunciaran el aumento de la retribución al accionista.

El aumento del dividendo hace más competitivas a las acciones en comparación con los bonos. Las firmas del S&P 500 pagan un promedio del 1,3% del precio de sus acciones en dividendos al año. El pagaré del Tesoro a 10 años rinde el 4,18%, mientras que el bono empresarial promedio tiene una rentabilidad del 5,3%, según Merrill Lynch.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 02 de agosto de 2003.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterPerfiles Profesionales 2022

Lo más visto en...

Top 50