Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
NEGOCIACIONES PARA LA FORMACIÓN DE GOBIERNO

La Asamblea será presidida por un socialista después de 16 años

La comisión ejecutiva de la Federación Socialista Madrileña (FSM) acordó ayer proponer el próximo martes, en la sesión constitutiva de la Asamblea, a Francisco Cabaco López, de 48 años, para ocupar la presidencia de la Asamblea de Madrid, lo que supone que el Parlamento regional volverá a tener un presidente socialista después de 16 años (Ramón Espinar lo fue en la primera legislatura, entre 1983 y 1987) .

La ejecutiva de los socialistas madrileños ha elegido también a Marcos Sanz Agüero y María Isabel Manzano Martínez para que formen parte de la Mesa de la Asamblea (órgano de gobierno de la Cámara).

Francisco Cabaco, natural de Armilla (Granada), es diputado regional desde la primera legislatura (1983-1987) y en los últimos cuatro años ha sido el vicepresidente segundo de la Mesa.

Marcos Sanz, que fue director general de Radio Televisión Madrid (RTVM) entre 1991 y 1995, ha sido secretario segundo la pasada legislatura. María Isabel Manzano Martínez, número 14 de la lista del PSOE a la Asamblea, es secretaria de Educación de la FSM.

La Mesa de la Asamblea consta de un presidente, tres vicepresidentes y tres secretarios. Izquierda Unida, que previsiblemente se integrará en el futuro Gobierno regional presidido por el socialista Rafael Simancas, pretende que éste ceda a un miembro de IU una de las vicepresidencias de la Cámara.

Dentro de los acuerdos que se están gestando entre el PSOE e IU, esta última formación también quiere que uno de sus nueve diputados electos -en concreto, Fernando Marín Calvo- sea uno de los seis senadores que le corresponden a la Comunidad de Madrid.

Por parte del PP también serán designados senadores Miguel Ángel Villanueva, que fue portavoz del Grupo Popular en la pasada legislatura y jefe de la campaña electoral de la candidata del PP Esperanza Aguirre; Antonio Beteta y Juan Van-Halen.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 7 de junio de 2003